El interventor del Ayuntamiento de Granada vuelve a alertar del retraso en el pago de facturas

El interventor del Ayuntamiento de Granada vuelve a alertar del retraso en el pago de facturas
JUANJO CERERO

El portavoz del equipo de gobierno, Baldomero Oliver, desconoce si este toque de atención está relacionado con la carta enviada por el ministerio de Hacienda y Función Pública por este mismo motivo, pero asegura que no supone «nada nuevo»

ANTONIO SÁNCHEZ y JUANJO CEREROGRANADA

El portavoz del Ayuntamiento de Granada, Baldomero Oliver (PSOE), comunicó ayer que el interventor municipal ha dado un nuevo toque de atención al Consistorio por el incumplimiento del periodo medio de pago a proveedores –lo que tarda el Ayuntamiento en abonar sus facturas– y alertó en un escrito que la capital cerró el año con un tiempo medio de pago de 132 días, que duplica el máximo permitido por ley –60 días–. Oliver expresó que se sigue manteniendo una situación delicada a pesar de la «tendencia a la baja» marcada por el actual equipo de gobierno.

A pesar de la 'positiva' valoración de Oliver, el Ayuntamiento de Granada tarda ahora en pagar sus facturas más de lo que tardaba hace un año, según datos del propio Ayuntamiento de Granada. El problema de Granada no es sólo que tenga un período medio de pago a proveedores muy superior al límite legal impuesto por las oficinas del ministerio de Hacienda y Función Pública, sino que además sigue aumentando sin solución de continuidad, entre otros motivos por la no aprobación de nuevos presupuestos municipales. Como publicó IDEAL hace un mes, entre enero de 2017 y el mismo mes del año en curso este plazo aumentó en 53 días. Sólo el crecimiento en doce meses es superior al máximo legal. En febrero la situación no fue mejor. Mientras que en 2017 el periodio medio de pago a proveedores se situó en 115 días en febrero de este año el retraso ha ascendido hasta los 144 días. Esto supone que desde que la factura se registra el Consistorio el área de Economía municipal tarda casi cinco meses en pagar.

«Los datos no son especialmente buenos y esto obliga a esta alerta por parte de intervención», argumentó el portavoz del Ayuntamiento, que aseguró desconocer si esta comunicación esta relacionada con una misiva que el ministerio de Hacienda y Función Pública ha enviado al Consistorio granadino alertando de su grave situación económica. «Si esto fuera el avance de esta carta reproduciría una situación que se enmarca dentro de lo que ya conocemos y no supone nada nuevo ya que tenemos en marcha un plan de ajuste que tenía como objetivo prioritario reducir el periodo medio de pago a proveedores», consideró Oliver.

Fotos

Vídeos