La importancia del pacto de socios en las empresas

La importancia del pacto de socios en las empresas
Es un instrumento para que todos los participantes tengan claro sus derechos, obligaciones e importancia en la toma de decisiones
R. I.

En muchas ocasiones, un emprendedor, al iniciar la aventura de montar una empresa necesita de la ayuda y colaboración de otros para que su idea tenga éxito. Esa relación entre socios, puede ser, en muchas ocasiones, bastante complicada en lo relacionado a las funciones, objetivos, derechos y obligaciones. Además, al contrario de lo que se piensa generalmente, la legislación civil y mercantil no específica lo suficientemente cada uno de los aspectos inherentes a un negocio, otorga una gran capacidad auto-reguladora.

Se trata, por tanto, de acordar entre todos o algunos miembros de una sociedad un marco regulador de los derechos y obligaciones en función de su participación en el negocio, a fin de garantizar la resolución de conflictos que puedan poner en riesgo la continuidad del proyecto. Este documento es de naturaleza contractual y vinculante y debe elaborarse y firmarse antes de la constitución de la empresa o con la entrada de nuevos socios.

El pacto de socios se basa en el principio de la autonomía de la voluntad y su eficacia se limita a aquellas personas que lo firmaron, las cuales quedan obligadas a su cumplimiento. Este acuerdo no debe confundirse con los estatutos societarios, que son recogidos en escritura pública, obligación que no existe con el pacto de socios para dotarlo de entidad jurídica.

Si bien, como decimos, el motivo fundamental por el que se ha de firmar el pacto de socios es regular o evitar aquellas controversias o conflictos internos no recogidos en la Ley, contar con esta norma interna funciona como garantía de resolución rápida de los mismos. Desde Escoem creemos que esta cuestión se antoja fundamental a la hora de atraer nuevos inversores, como “business angel” o fondos de inversión, que siempre se muestran más inclinados a participar en negocios que cuentan con mecanismos para evitar el bloqueo en la toma de decisiones.

Cláusulas del Pacto de Socios

Buen Gobierno

Conjunto de normas destinadas a dirimir conflictos y evitar situaciones de bloqueo en el funcionamiento diario. Se pueden incluir temas como el objeto u objetivo de la empresa, forma de gobierno, regulación de la junta de socios, elaboración de presupuestos y partidas temporales, condiciones para la contratación de allegados o familiares, etc.

Entrada de Socios

Regula la posibilidad de inclusión en el accionariado de terceras personas para proteger los intereses de la empresa y sus socios, incluidos los minoritarios, si fuera el caso.

Salida de Socios

Se pactan previamente algunas condiciones como el derecho de adquisición preferente, acuerdos compensatorios o los derechos de arrastre y acompañamiento.

Funciones y dedicación

Se delimitan las funciones y tareas de cada firmante, así como las remuneraciones que se puedan obtener por ellas sin perjuicio de la situación laboral y fiscal previa de cada uno y sus obligaciones frente a la administración.

Cláusulas de no competencia y confidencialidad

Se protege a la empresa de posible competencia desleal regulando la posible presencia de socios en otras empresas, sobre todo si su actividad se enmarca en el mismo sector de negocio, además de obligar a los mismos a cumplir con preceptos de protección y confidencialidad de aquella información sensible y relevante para la empresa.

Situaciones de Incumplimiento

El pacto debe reflejar no sólo las obligaciones, también las posibles consecuencias o sanciones en caso de incumplimiento y las actuaciones a llevar a cabo para facilitar una respuesta rápida ante el problema.

Si tienes alguna duda puedes llamarnos al 958 53 55 65, escribirnos un correo electrónico a informacion@escoem.com o si lo prefieres puedes visitarnos en nuestra oficina situada en Calle Sederos, 2, Granada.

Fotos

Vídeos