«Me gustaría que, para el nuevo año, los Reyes Magos estrenaran coronas»

Enrique Cabrera, responsable de la Cabalgata de Reyes./RAMÓN L. PÉREZ
Enrique Cabrera, responsable de la Cabalgata de Reyes. / RAMÓN L. PÉREZ

Enrique Cabrera supervisa la Cabalgata, con mil participantes que repartirán doce mil kilos de caramelos

BEATRIZ RODRÍGUEZ | RAMÓN L. PÉREZGRANADA

Enrique Cabrera, organizador de la Cabalgata de Reyes de Granada, ultima estos días las pruebas de los trajes que lucirán los pajes y los Reyes Magos, pule los últimos detalles de organización y recorrido. Trabaja para que todo esté a punto para la cabalgata.

Al evento del próximo 5 de enero se dedica desde primeros de septiembre. Ha supervisado carrozas, comprobado lanzas, escudos, ofrendas... Ha dado el visto bueno a «todos los elementos que salen en la cabalgata», explica.

«En Granada hay muchas limitaciones y tengo que recurrir a Madrid a veces, o a Málaga a por muchas cosas», lamenta. «Aquí en Granada suelo conseguir maquillajes o acrílicos, el resto lo tengo que buscar fuera».

El organizador pasó los días de Navidad con la familia y este domingo 31 irá a la Plaza del Carmen para disfrutar la Nochevieja junto a miles de granadinos. El resto de los días los dedica a la organización de la Cabalgata, para que la noche de Reyes sea mágica. Él recuerda especialmente el pasacalles de hace dos años, «porque cayó un diluvio en la ciudad y tuvimos que acortar el recorrido y todos los participantes terminaron empapados». «Fue algo anecdótico», apostilla.

Estima que participarán en el recorrido de este año más de mil personas, entre quienes van en las carrozas, los cortejos, las bandas, los voluntarios... «Los voluntarios ayudan a los portadores de caramelos de las carrozas, ayudan en ambos costados de la carroza para la seguridad, para que la gente no se meta debajo de la carroza a robar caramelos, ayudan a preparar los caramelos a primera hora de la mañana del día cinco, etc.»

Se repartirán alrededor de doce mil kilos de caramelos, que se consumen a buen seguro. «A la gente le parece poco y los Reyes no paran de tirar, desde que salimos hasta que llegamos a la plaza del Carmen». Con respecto al año anterior, han modificado el sistema de seguridad de los toldos de la carroza, cerrando la delantera, la que está unida a los coches, de tal forma que nadie pueda 'agarrar' a quienes van en las carrozas.

A Enrique Cabrera le gustaría que, para el año entrante, los Reyes Magos de Oriente estrenaran coronas, «por el respeto que le merecen los niños y por enriquecer la cabalgata de la ciudad de Granada».

Fotos

Vídeos