La fiscal de la 'Nazarí' se opone a unir al caso otros expedientes urbanísticos

Foto de archivo de la 'Operación Nazarí'. Mayo 2016. En la imagen, el exalcalde de Granada, José Torres Hurtado, se dirige a los juzgados de la Caleta./ALFREDO AGUILAR
Foto de archivo de la 'Operación Nazarí'. Mayo 2016. En la imagen, el exalcalde de Granada, José Torres Hurtado, se dirige a los juzgados de la Caleta. / ALFREDO AGUILAR

Opina que el exdirector de Urbanismo, que pidió ser parte en la causa, solo podría ejercer la acusación por posibles coacciones y acoso

Y. H.gRANADA

La fiscal del 'caso Nazarí', en el que se investiga una presunta trama corrupta en el área de Urbanismo del Ayuntamiento siendo alcalde el popular Torres Hurtado, se opone a unir a la causa otros expedientes urbanísticos de operaciones que también se llevaron a cabo en los años investigados.

La fiscal, Sara Muñoz-Cobo, deja clara su postura a través de un informe en el que advierte de que la causa «no puede convertirse en una investigación universal» y abarcar toda actuación urbanística en la que los investigados hayan intervenido dentro de sus cargos o funciones.

La acusación pública contesta de este modo a una petición formulada en noviembre por la defensa de tres ex altos cargos de Urbanismo implicados, entre ellos, el que fuera director de Obras, Manuel Lorente Sánchez-Palencia. Estos querían que se remitieran esos otros expedientes a los peritos que deben valorar la legalidad urbanística de las actuaciones bajo sospecha. El escrito de la fiscal, al que ha tenido acceso este diario, está fechado el pasado 20 de diciembre y recalca que aportar esos expedientes ajenos a lo investigado «tampoco serviría como justificación o excusa para obtener impunidad respecto de los hechos aquí investigados».

Con esa misma fecha, el 20 de diciembre, consta en la causa -que se sigue en el Juzgado de Instrucción 2- otro informe de la fiscalía sobre la petición de ser parte en el proceso realizada por Jacobo de la Rosa, exdirector general de Urbanismo y uno de los testigos claves en este asunto y en el 'caso Serrallo'. A juicio de Muñoz-Cobo, el exdirector solo puede personarse como perjudicado por el posible delito de coacciones y acoso que denuncia. Considera que debería abrirse una pieza separada para ello y rechaza la personación de este funcionario respecto del resto de delitos que se investigan como la prevaricación, la malversación de caudales públicos o el delito contra la ordenación del territorio. Fue esta fiscal quien como delegada de la Sección de Urbanismo de la Fiscalía Provincial formuló las dos querellas que originaron la causa y que denunciaban supuestas irregularidades en el plan parcial de San Jerónimo y el Pabellón Mulhacén.

Fotos

Vídeos