Detienen al autor del fuego del Manuel de Falla en 1986 por quemar seis contenedores

Apagan uno de los contenedores incendiados en la calle Fontiveros este lunes por la tarde./R.Q.
Apagan uno de los contenedores incendiados en la calle Fontiveros este lunes por la tarde. / R.Q.

Un despliegue de la Policía Local permitió localizarlo en Fontiveros tras huir pocos segundos después de presuntamente incendiar uno de estos depósitos

José Ramón Villalba
JOSÉ RAMÓN VILLALBA

La Policía Local de Granada ha detenido a J. P. A., de 58 años, acusado de quemar seis contenedores entre las calles Poeta Manuel de Góngora y Fontiveros durante la tarde de este lunes. Este vecino de la capital granadina fue arrestado en septiembre de 1986 acusado del incendio del auditorio Manuel de Falla, un siniestro que él mismo reconoció haber provocado debido a los problemas laborales que mantenía por aquel entonces con el Ayuntamiento de Granada después de que fuera despedido.

Los agentes de la Policía Local desplegaron un amplio dispositivo este lunes entre las 15 y 15.30 horas después de que comenzaran a arder contenedores de basura por distintas calles del distrito Zaidín. Bomberos de Granada también se vieron obligados a sacar a la calle sus camiones para ir apagando estos fuegos.

El incendiario fue reconocido por varios vecinos, que dieron a los agentes una descripción física y de la indumentaria que llevaba puesta. Finalmente, una de las tres patrullas de la Policía Local lo vio corriendo por la zona de Fontiveros después de presuntamente prender fuego a uno de los dos contenedores que ardieron en esta calle. El detenido iba ataviado con una cazadora de color verde caqui, reconocida poco antes como parte de la ropa que vestía el supuesto autor de este acto vandálico. Los propios agentes lo vieron huir de la zona cuando se vio sorprendido, según han comentado a este periódico fuentes consultadas en el Ayuntamiento de Granada.

Además de los seis contenedores quemados entre las calles Poeta Manuel de Góngora y Fontiveros, también ardió un vehículo por la propagación de las llamas desde uno de estos depósitos hasta el coche. Tanto dos grúas municipales, como bomberos como los policías locales lograron retirar de la vía pública más de una decena de coches estacionados cerca de los contenedores para evitar que ardieran. Además de los efectivos de los tres vehículos de la Policía Local, se unieron al despliegue siete agentes más.

Cada contenedor de basura cuesta en torno a 550 euros, lo cual eleva a 3.300 euros la factura de todos los depósitos incendiados en la tarde de este lunes.

El incendio provocado en el auditorio Manuel de Falla de Granada en agosto de 1986 calcinó las dos salas de este recinto por completo, los bomberos tardaron en torno a cinco horas, según las crónicas periodísticas de aquellos años, en apagar las llamas. El fuego comenzó a las 14.30 horas en aquel entonces, media hora después se inició el de este lunes.

Fotos

Vídeos