Ideal

Motociclismo | GP de Cataluña

La paradoja del asfalto del Circuito de Cataluña

Lorenzo, fuera de pista. / PHOTOCALL3000 | RAFA MARRODÁN

  • Sin adherencia pero tremendamente abrasivo, ¿cómo puede ser esto?

En la reunión precarrera que el responsable de Michelin mantiene todos los sábados por la tarde de GP, al hilo de las quejas de algunos pilotos sobre la falta de rendimiento de los neumáticos en Montmeló, el ingeniero francés explicó que este fin de semana se están dando en el Circuit condiciones extremas.

"Estamos trabajando con el asfalto más abrasivo de todo el campeonato, a lo que se le suma una pésima adherencia y temperatura en el suelo de más de 50º. No existe una combinación más crítica que la que nos hemos encontrado aquí".

¿Tremendamente abrasivo pero sin adherencia? Suena a contradicción, ¿a que sí?. "Es bastante sencillo de entender", explicó Nicola Goubert. "La adherencia, lo que se entiende en el argot como grip, viene dada por la rugosidad de las piedras que forman la superficie. Aquí esta superficie es bastante vieja y consecuentemente está muy erosionada. Para que nos entendamos, la piedras están en la parte que está al aire como puedan estar la piedras que te encuentras en un río, pulidas".

"En cuanto a la abrasión, está viene dada por cómo están dispuestas las piedras que conforman la superficie. Dependiendo la separación entre ellas esa superficie es más o menos abrasiva, y Montmeló es de siempre el escenario más crítico en ese aspecto de todo el campeonato. Si a esta característica propia se le añade el desgaste, el propio diseño del trazado y las temperaturas que estamos sufriendo este fin de semana, claro que hay problemas; no podría ser de otra forma".

Así las cosas, como ha explicado muy bien Andrea Dovizioso tras los entrenamientos, la carrera de mañana será básicamente una "carrera de supervivencia", en la que la prioridad será llegar a los últimos compases de la misma con unos neumáticos capaces de competir. Y Dovizioso sabía muy bien lo que estaba diciendo, porque en una de las sesiones del sábado, Aleix Espargaró estuvo a punto de impactarle por detrás en plena recta.

     "Llevaba a Dovi delante", explicó el de Granollers, "!y de repente casi me subo en su moto por detrás! Y es que su rueda trasera iba patinando en plena recta y su moto simplemente no avanzaba.".Esto es exactamente lo que puede pasar mañana si los pilotos no salen a pista mentalizados en que más que correr, en la primera parte de la carrera mañana toca administrar.

     De alguna manera, y sin pretender hacer de menos a los seguidores del deporte de la canasta, más que probablemente, como en el baloncesto, la carrera se decidirá en los diez últimos minutos entre los que hayan encontrado el equilibrio entre reservar sus gomas e ir lo más rápido posibles. El ingeniero de Michelin dejó caer quién podría ser el favorito. "Por su forma de pilotar Dani Pedrosa mañana saldrá con cierta ventaja: cuando hace calor y el asfalto degrada rápidamente los neumáticos, el estilo suave y fluido de Dani le ayudará a que sus neumáticos lleguen a final de carrera en mejores condiciones"... Queda dicho.