Messi completa la obra del tridente

Luis Suárez celebra su gol con Messi y Rafinha. /
Luis Suárez celebra su gol con Messi y Rafinha.

El Barcelona elimina al Athletic con goles de Luis Suárez, Neymar y el argentino

JESÚS BALLESTEROSbarcelona

Dicen que la Copa del Rey es aburrida por su formato de eliminatorias a ida y vuelta que minimizan la posibilidad de sorpresas. Se afirma que es un torneo en el que solo interesa la final. Se la ridiculiza al lado de la apasionante y atractiva FA Cup inglesa. Se la culpa de recargar de forma innecesaria el calendario. Y la lista de menosprecios al supuesto torneo del KO es interminable. Pero todo eso, que no es poco, hay que guardarlo en un cajón y rendir honores al Barça-Athletic de Copa que se juega este miércoles en el Camp Nou, partido de vuelta de los octavos de final.

Se supone que los detractores de la Copa no vieron el fantástico encuentro de ida que se jugó el pasado jueves en San Mamés, con victoria del equipo de Ernesto Valverde (2-1) en un espectáculo al que no le faltó de nada, ni de lo bueno ni de lo malo: tres golazos de Aduriz, Williams y Messi, un poste del 10 azulgrana en el último segundo, un penalti clamoroso de Etxeita a Neymar que Fernández Borbalán no pitó a un par de metros de la acción, una agresión de Aduriz a Umtiti sin castigo en el campo ni en los despachos, dos expulsiones por doble amarilla de Raúl García e Iturraspe, una presión alta formidable del Athletic, una enorme respuesta con el balón del Barça, un ambiente maravilloso para los leones e infernal para los culés en San Mamés ¿Quién se puede perder el partido de vuelta con todas las cuentas que han quedado pendientes?

Es la primera final de la temporada para un Barça que seguro que tendrá más, por ejemplo, en la eliminatoria de octavos de final de la Liga de Campeones ante el PSG y puede que, ya muy pronto, en algún partido en el que se le pueda ir definitivamente la Liga, pero para el Athletic puede ser también la única final si no consigue defender su ventaja, más allá de que más adelante puede jugarse la plaza en Liga de Campeones o Europa League en alguna cita de peso.

Los jugadores del Barça se toman muy en serio una Copa que han conquistado en las dos últimas temporadas, tanto que la preparación de la remontada ante el Athletic ha servido de coartada a Piqué, Messi, Luis Suárez e Iniesta para no acudir el lunes a la Gala de los premios The Best de la FIFA. Al capitán, el de Fuentealbilla, le tocó dar la cara con un mensaje grabado que vio y escuchó todo el mundo y disculpas privadas a sus compañeros del Madrid en la selección. Fue una idea de los jugadores, como reconoce Luis Enrique, que se autoimponen más presión todavía. Si no remontan, todavía tendrá menos sentido el plantón a Gianni Infantino y Cristiano Ronaldo.

Luis Enrique solo tiene la baja de Cillessen por lesión, aunque podría recibir el alta médica este miércoles e incluso jugar en su competición. En la ida, debido a su ausencia, el titular fue Ter Stegen. El entrenador se desmarcó, por cierto, de las críticas de Piqué a los árbitros: «Yo respeto la opinión de Piqué, hablo con él muchas veces y ya es mayorcito para saber lo que debe decir, pero la postura del club está por encima y es incuestionable. Y por cierto, que se diga también, es intachable la postura del club y del entrenador, que soy yo, de no entrar a valorar decisiones puntuales. Lo fácil es quejarse y llorar ante las críticas generalizadas. Lo difícil es aguantar y no quejarse ante situaciones tan claras como las de los últimos partidos aunque te den rabia».

Respecto al encuentro copero, y recordando también el 1-1 liguero ante el Villarreal, el técnico comentó que «venimos de dos resultados negativos y queremos que cambien porque han sido injustos en los dos partidos. Una eliminatoria de Copa de vuelta significa una tensión extra para los jugadores y el factor campo será determinante. Estoy convencido de que el culé vendrá a apoyarnos al Camp Nou. ¿Qué Valverde dice que a lo mejor defienden más atrás? No me creo nada de lo que diga el señor Valverde. Lo digo desde el respeto, es de los mejores entrenadores. Siempre deja cierta ambigüedad sobre cómo va a jugar, pero va a presionar alto, porque el Athletic siempre lo hace».

Ernesto Valverde no podrá contar con los sancionados Raúl García e Iturraspe, mientras que es baja el portero Kepa por la lesión que sufrió el domingo ante el Alavés (0-0), aunque el titular en Copa es Iraizoz. Además, siguen en la enfermería Yeray, tras la operación de su cáncer en un testículo, De Marcos y Aketxe. «Le tenemos ganas al Barça», afirma Williams, esperanzando en repetir la gesta que ya lograra el Athletic hace 40 años en los cuartos de final de la Copa de la UEFA 1976-1977, cuando llegó al Camp Nou con 2-1 y empató 2-2 gracias a dos goles de Irureta que hicieron inútiles los de Johan Cruyff.

Fotos

Vídeos