Ideal

Dieciseisavos | ida

El Granada vence pero no sentencia

vídeo

Joaquín Caparrós (d) da instrucciones. / EFE

  • Jhon Córdoba pone al equipo nazarí con ventaja en la eliminatoria

El Granada tomó ventaja en la eliminatoria de dieciseisavos de final de la Copa del Rey ante el Córdoba al vencer en la ida por 1-0, con un gol del delantero Jhon Córdoba, en un choque que los visitantes acabaron en inferioridad numérica por la expulsión del camerunés Patrick Ekeng.

Los dos equipos formaron con un once titular cargado de jugadores poco habituales en Liga, siendo los suplentes rojiblancos los que ofrecieron una mejor imagen y un rendimiento más óptimo, ya que los visitantes ni lanzaron entre los tres palos de la meta rival en todo el partido.

El Granada , con un juego más vertical que su oponente, puso a prueba a Mikel Saizar al cuarto de hora, primero con un chut lejano del nigeriano Isaac Success y después con un centro del camerunés Allan Nyom que se envenenó antes de acabar en las manos del meta.

Cuando más igualada y aburrida estaba la contienda, Success provocó un saque de esquina en una acción personal que casi acabó en gol y, en la segunda jugada de ese córner, el propio Success tocó tras un centro de Nyom para Jhon Córdoba, que en boca de gol remachó el 1-0 en el minuto 25.

Antes del descanso, con los locales jugando a rachas pero dominando sin problemas ante un Córdoba timorato y sin ideas, Saizar tuvo que volver a intervenir después un lanzamiento duro tras darse media vuelta de Jhon Córdoba.

La segunda parte fue muy pareja, con los cordobeses algo más animados en ataque y los de casa tratando de aprovechar con su velocidad los espacios dejados atrás por su rival.

Ekeng pudo marcar el empate mediado el segundo tiempo en la primera, y única en todo el choque, ocasión del Córdoba, pero disparó muy mal cuando estaba en franca posición para marcar; mientras que justo después perdonó Juan Carlos Pérez en el otro área al rematar demasiado cruzado tras un buen pase de Jhon Córdoba.

Los últimos veinte minutos fueron de nuevo de dominio rojiblanco al quedarse en Córdoba con diez jugadores sobre el campo tras ver Ekeng dos cartulinas amarillas, ambas por faltas cometidas sobre Eddy Silvestre.

El Granada no pudo aprovechar la superioridad numérica en la recta final para ampliar su ventaja, ya que ni siquiera volvió a llegar con peligro a la meta cordobesista.