Ideal

DEPORTE ADAPTADO

Los Leones siguen rugiendo

Camilo Cena, jugador y fundador de Los Leones de la Alhambra-Ogíjares, en plena acción.
Camilo Cena, jugador y fundador de Los Leones de la Alhambra-Ogíjares, en plena acción. / ALFREDO AGUILAR
  • El equipo de Powerchair de Ogíjares sigue creciendo con la incorporación de nuevos jugadores y un entrenador. En junio celebran un trofeo con cinco clubes invitados

Cuando Rafa se rompió por segunda vez el cruzado dijo que hasta aquí, que lo dejaba. Colgó las botas después de jugar doce años al fútbol en el Salvador Allende, equipo de su Córdoba natal. Puso fin a una larga etapa sobre el césped porque, pensaba, nunca se vería como entrenador. Aterrizó en Granada para encauzar sus estudios, especializándose en la terapia ocupacional. Realizó sus prácticas en el nuevo hospital que andaban a medio abrir. Allí conoció a un chico, un paciente que le habló de otro tipo de fútbol, uno que se jugaba con sillas de ruedas eléctricas.

Camilo Cena, jugador y fundador de Los Leones de la Alhambra-Ogíjares, explicó al exfutbolista que con unas sillas deportivas, un parachoques en el frontal y unos balones adaptados podía marcar goles tan bellos como los que se hacen en la Bombonera cada domingo.

Rafa, que apenas podía imaginarlo, decidió acudir al entrenamiento del sábado y verlo con sus propios ojos. «Descubrí un deporte en el que un jugador con una patología severa, como puede ser la de Camilo, es capaz de competir a mayor nivel que un jugador con una más leve. Porque, aunque desde fuera no lo puedas ver, en la cancha sólo es fútbol y gana quien más sabe de esto y quien más ilusión le pone», dice quien, desde aquel momento, fue elegido como el nuevo entrenador del equipo.

«Yo puedo poner a vuestra disposición mis conocimientos en fútbol y vosotros podéis ayudarme a mejorar en mi trabajo», les dijo a Camilo, a Desiré Nogueras, a José Palanco y a Fernando Bolívar, sus nuevos jugadores. Cuenta el entrenador de Los Leones que ha aprendido nuevos cauces para encontrar una mayor autonomía en personas con movilidad reducida. Que de algún modo, el deporte puede complementar a la terapia.

Y hay mucho deporte en el Powerchair Football. Cuatro jugadores contra otros cuatro, con paragolpes instalados en sus sillas de ruedas eléctricas y balones más grandes que los habituales para un partido que alberga emociones, táctica y goles, al mismo nivel que el resto de disciplinas.

«Nunca pensé que sería entrenador de un equipo porque nunca me vi en este puesto. Siempre vi el deporte como algo puramente competitivo, pero aquí lo veo de otra forma. Es superación y diversión. He descubierto un campo súper amplio con los que un paciente puede ganar en autonomía», explica el técnico.

El domingo 18 de junio Los Leones celebrarán un torneo para el que han invitado a los Bulls y los Isbylia, ambos equipos de Sevilla, a Las Estrellas de Alicante, los Atómicos de Córdoba y a un nuevo equipo que se está formando en Málaga, de la mano de varios terapeutas ocupacionales.

Con seguridad

Previamente, los entrenadores hablarán a sus jugadores sobre seguridad y buenos hábitos a la hora de practicar deporte. «Queremos que los familiares puedan estar tranquilos y que vean que es un deporte seguro. También que comprendan que es contraproducente evitar que tu hijo haga deporte, para que no se lastime. Una vida activa mejorará su tratamiento, en su vida diaria y en su satisfacción personal», dice el entrenador.

En Ogíjares están encantados. José Rodríguez es el concejal de Deportes y fue uno de los primeros en conocer el proyecto que le presentaron Leo y Luciana, los papás de Camilo. «En este municipio siempre apostamos por todos los deportes minoritarios, se trata de echar una mano a disciplinas que, si desde las instituciones no las apoyáramos, simplemente no existirían», argumenta el concejal.

Sin embargo, para el Ayuntamiento el Powerchair es distinto. «Recuerdo que al primer 'clinic' del equipo vinieron todos los concejales del equipo de gobierno a ver de qué se trataba. Para nosotros es una experiencia nueva, que rápidamente encontró el apoyo del alcalde, Francisco Plata. Hoy, nos satisface ver a nuestros vecinos como Camilo o como Desiré, que de apenas salir de casa hoy la vemos pasear por Ogíjares con sus compañeros de equipo. Ha ganado una autonomía de la que también nos sentimos partícipes», subraya Rodríguez.

Los Leones de la Alhambra-Ogíjares entrenan todos los sábados de 12 a 14 horas en el pabellón cubierto de este municipio. El club, a través de estas líneas, quiere realizar una invitación a todas aquellas personas interesadas en jugar a que se animen a pasar por uno de sus entrenamientos. No hay límite de edad o diferenciación por sexos. Para resolver dudas, ponen a disposición el teléfono de Leo Cena: 667 320 820 y del entrenador Rafa Prieto: 660 012 902.