Ideal

DEPORTE ADAPTADO

La nueva generación del aro

Los 'profes' Manuel Salcedo y Francis Sánchez, detrás a la izquierda, vigilan de cerca a sus chicos durante una clase de baloncesto.
Los 'profes' Manuel Salcedo y Francis Sánchez, detrás a la izquierda, vigilan de cerca a sus chicos durante una clase de baloncesto. / C. GUISADO
  • La escuela deportiva 'Tod@s incluid@s' de Fegradi comienza a impartir clases de baloncesto y pádel en silla de ruedas, facilitando la práctica de deportes colectivos a niños y niñas de Granada en edad escolar

Cuando las sinergías confluyen, qué duda cabe de que todo funciona un poco mejor. Desde hace pocas semanas, niños y niñas con movilidad reducida están aprendiendo a jugar al baloncesto y al pádel en silla de ruedas mediante la escuela deportiva 'Tod@s incluidas' que ha puesto en marcha la Federación Granadina de Personas con Discapacidad Física (Fegradi).

El proyecto es una realidad a día de hoy gracias al compromiso de la Fundación Alcampo por la Juventud, que colabora con cerca de diez mil euros para que doscientos niños de la provincia se puedan beneficiar del programa. El equipo está creciendo con pasos cortos pero firmes conforme avanzan las clases. Y no es fácil ya que Granada carece de una cultura deportiva adaptada a los 'peques'. Por eso, informan desde Fegradi que todo el que se quiera apuntar a las clases puede acudir tanto a la asociación como a Granada Integra, pues continúan buscando jugadores en edad escolar.

Para animarlos, los técnicos; algunos de ellos jugadores de categoría internacional, se acercan durante estos días por los colegios de forma puntual y aprovechando las charlas que Fegradi ha ofrecido con motivo de la semana de la discapacidad. Han tratado de concienciar a los chavales de una vida activa más allá de las capacidades de cada uno e invitado a todos los niños a probar el deporte adaptado para que comprueben que no es nada sencillo coger la pelota ayudándote de tu mano y una rueda o lanzar al aro sentado, pero que con práctica y esfuerzo todo es posible.

Este pasado sábado, debido a la lluvia, las clases se trasladaron al pabellón cubierto del Colegio Mulhacén, una instalación cedida por la dirección del centro, recién estrenada tras su construcción y totalmente accesible. Los chavales se esforzaron en el aprendizaje de los conceptos básicos del baloncesto y el pádel en silla de ruedas bajo la atenta mirada de los técnicos de Fegradi, incluida su presidenta Marta Castillo.

La escuela cuenta con sillas deportivas, puestas a disposición de los usuarios por Fegradi y Granada Integra. Cuenta Francisco Ramírez, presidente de la asociación deportiva, que practicar un deporte colectivo despierta el interés de quienes hasta hoy, sólo hicieron actividades individuales como la natación.

«Sentirse deportistas»

Por su parte, Francis Sánchez, técnico de Granada Integra y jugador profesional con el BSR Clínicas Rincón, advierte que a estas edades, lo más importante es que los niños abandonen la vida sedentaria y «que empiecen a sentirse deportistas». Con pequeños juegos como el pilla-pilla o una suerte de el pañuelo con balón, empiezan a adaptarse a la movilidad de una silla deportiva, «el cambio de su silla de paseo a una de estas es muy grande, pero con pequeños ejercicios, sin darse cuenta van aprendiendo a manejarla», asevera.

Todo mediante una labor de inclusión real porque «también empiezan a participar sus hermanos o compañeros de clase, que le van perdiendo el miedo a la silla», dice. Conforme avancen las clases, serán los técnicos quienes ofrezcan orientación a los alumnos y a sus familiares, «si detectamos aptitudes para el atletismo, por ejemplo, ofreceremos alternativas a los jugadores para que se animen a practicar el deporte que mejor experiencia les aporte», conviene Sánchez.

La próxima sesión de entrenamiento se llevará a cabo el próximo sábado 10 de diciembre, con es escenario aún por determinar. Las clases de baloncesto y pádel en silla de ruedas, que son totalmente gratuitas, continúan abiertas hasta completar las plazas. Desde Fegradi y Granada Integra animan a todos los interesados a ponerse en contacto con estas dos asociaciones para probar con la práctica del deporte colectivo.