Denuncian ante la Inspección de Trabajo la contratación de 18 puestos de la residencia de Pradollano

Para el sindicato, "queda claro que los puestos de trabajo son estructurales, forman parte de la plantilla fija del centro y figuran en la Relación de Puestos de Trabajo que recoge y clasifica sus efectivos"

EUROPA PRESSGRANADA

El sindicato Ustea ha denunciado ante la Inspección de Trabajo la contratación de 18 puestos de trabajo temporales, por obras y servicios, para cubrir la "actividad normal" de la residencia de tiempo libre de Pradollano, en Sierra Nevada, dependiente de la Junta de Andalucía.

Según ha informado Ustea en una nota de prensa, la Delegación Territorial de Economía de la Junta ha contratado, a través de un plan de choque a 18 trabajadores han sido contratados en la modalidad temporal, por obras y servicios y en jornada ordinaria, para lo cual se ha hecho un llamamiento de los candidatos al Servicio Andaluz de Empleo.

Sin embargo, para el sindicato, "queda claro que los puestos de trabajo son estructurales, forman parte de la plantilla fija del centro y figuran en la Relación de Puestos de Trabajo que recoge y clasifica sus efectivos".

De esta forma, "se ha procedido a cubrir puestos de trabajo de manera incorrecta, utilizando para ello un procedimiento reservado en el VI Convenio Colectivo en contrataciones de carácter excepcional, excluidas de la bolsa de trabajo". De hecho, la variante de contratos empleada está "reservada para cubrir actividades imprevistas o incrementos excepcionales que aquí no son tales pues las reservas de alojamiento se han realizado hace meses".

"El gabinete jurídico de Ustea considera que esta contratación constituye un fraude de ley, pues resulta contraria al artículo 18.3.2 del VI Convenio Colectivo del Personal Laboral de la Junta de Andalucía y demás normas laborales de aplicación", ha agregado el sindicato.

La denuncia se une a otra promovida por el comité de empresa, que incide en que "las nuevas contrataciones cubren solo las mañanas (jornada ordinaria) mientras que el servicio y la plantilla se realizan a turnos, provocando el caos organizativo en la gestión del día a día".

"La incidencia de que el personal contratado recientemente no rote en los turnos, provoca en el centro una organización imposible, quedando saturado el turno de mañana y bajo mínimos insostenibles el turno de tarde", ha agregado el sindicato.

Además, "todavía quedan por cubrir diez plazas vacantes desde el pasado julio, con lo que el servicio se ve muy mermado en plena temporada alta".

Fotos

Vídeos