Las mujeres de la Costa también 'dictan sentencia' en la calle: «No es abuso, es violación»

La alcaldesa de Motril y concejalas de los distintos partidos en la concentración de Motril. //Javier Martín
La alcaldesa de Motril y concejalas de los distintos partidos en la concentración de Motril. / / Javier Martín

Mercedes Navarrete
MERCEDES NAVARRETE

«No es abuso, es violación». Las mujeres de toda la Costa también están dictando su particular sentencia en la calle y se han sumado al movimiento de repulsión que en toda España ha provocado el fallo judicial del caso de 'La Manada'. Si ya en la tarde de ayer hubo concentraciones espontáneas, al mediodía de hoy han sido las asociaciones de mujeres y Consejos municipales de Igualdad los que han convocado las protestas que se han celebrado en municipios como Motril, Almuñécar y Salobreña. Las alcaldesas de Motril, Flor Almón y Salobreña, María Eugenia Rufino, junto a concejalas de los distintos partidos, han encabezado las protestas en estos municipios.

La concentración de Salobreña.
La concentración de Salobreña. / IDEAL

En Salobreña, los participantes en la protesta, entre ellos jóvenes, querían dejar patente su solidaridad con la víctima al grito de «Nos tocan a una, nos tocan a todas».

«La condena por abuso y no por violación ha levantado una oleada de protestas por todo el territorio nacional al considerar injusta la decisión judicial, ya que es muy difícil encontrar una justificación a la misma», ha valorado la alcaldesa de Salobreña, Mª Eugenia Rufino. «Salobreña se ha pronunciado en ese sentimiento común de rabia e indignación ya que aunque la sentencia hay que acatarla, a todas luces, todos entendemos que es una violación.»

Rufino, también vocal de Igualdad de la FEMP, ha opinado también que la sentencia deja patente «el machismo» en el mundo judicial «y la falta de formación en este sentido de los cuerpos de seguridad del estado ya que, en casos como este, la propia víctima termina siendo juzgada».

Fotos

Vídeos