"Nos están condenando a ser menos competitivos que Almeria"

José Martín en su invernadero, ubicado en una de las zonas afectadas/Javier Martín
José Martín en su invernadero, ubicado en una de las zonas afectadas / Javier Martín

José Martín, que cuenta con cuatro fincas en terrenos sin regularizar teme quedarse atrás en poco tiempo por no poder modernizarse

«Los agricultores de Motril vamos a perder otra oportunidad. Nosotros queremos modernizarnos y nos están condenando a ser menos competitivos que Almería». Así de preocupado y tajante se muestra José Martín, uno de los agricultores que tiene invernaderos en Motril, en la zona que se quedó fuera del PGOU en 2003. En cuanto la Junta anunció la semana pasada que volvería a sacar las ayudas para modernizar invernaderos, se plantó en el Ayuntamiento para pedir los papeles. Y allí se encontró con el mismo muro con el que se topó el año pasado: sin estar en terreno regularizado, no puede pedir los permisos de obras que acreditan cómo será la reforma y, en definitiva, en qué se gastará el dinero de la subvención.

Este agricultor, que tiene contratados a unos 50 trabajadores en sus cuatro fincas teme que, al no poder modernizarse por no pedir ni siquiera un permiso de obra, vaya perdiendo competitividad con el paso del tiempo. «En tres o cuatro años me puedo quedar a cero, ¿cómo voy a competir yo con invernaderos que han tenido dinero para modernizarse y producir más o mejor?», se lamenta.

Según indica, prácticamente el 40% de los invernaderos de Motril se encontrarán con este problema y, por eso teme que al final la mayor parte de la partida que ha reservado la Junta para las ayudas terminen invirtiéndose en la provincia vecina. «Lo que no se invierta aquí se irá a otro sitio y Motril se quedará a la cola», advierte.

Este agricultor indica que su situación irregular no sólo impide que puedan pedir las subvenciones para modernizar sus instalaciones, sino también les frena cada año para acceder a las ayudas a las organizaciones de productores de frutas y hortalizas, las denominadas OPFH. José explica que la cantidad de este apoyo económico viene determinado por la cantidad de producto que se venda. «Claro, si tenemos instalaciones obsoletas produciremos menos», y así, señala, también se pierden esas ayudas, critica.

La convocatoria para modernizar instalaciones bajo plástico salió a la luz la semana pasada, justo cuando se estaba celebrando la feria Fruit Logística en Berlín, donde se congregó el sector hortofrutícola de la Costa granadina y a la que asistieron representantes locales. Al igual que hiciera la popular Luisa García Chamorro, este agricultor motrileño pidió a los miembros del gobierno del Ayuntamiento de Motril que aprovechasen para regularizar los invernaderos de Motril.

Fotos

Vídeos