Almuñécar recurre ante la Junta la concesión «injusta» para tres nuevos negocios en la playa

Velilla es una de las playas donde se ha dado la autorización para colocar un kiosco./JAVIER MARTÍN
Velilla es una de las playas donde se ha dado la autorización para colocar un kiosco. / JAVIER MARTÍN

El Ayuntamiento recrimina a la administración haber dado autorizaciones en playas masificadas y sin tener en cuenta sus alegaciones

Laura Gautier
LAURA GAUTIERAlmuñécar

Como cada temporada desde hace seis años, el Ayuntamiento de Almuñécar se metió en la tarea de organizar su plan de playas, un documento que se envía cada año a la Junta y que deja constancia de la manera en la que se van a gestionar los recursos en las playas de cara a la temporada alta. La limpieza y mantenimiento de la arena y las zonas de baño, así como la contratación de socorristas y servicios de seguridad son las competencias que tienen las administraciones locales en esta gestión, mientras que la Junta se reserva otras cuestiones como las autorizaciones que tienen que conseguir los negocios para colocarse en la arena. Precisamente el desacuerdo a la hora de otorgar estos permisos a los que tienen que aspirar, por ejemplo, kioscos y restaurantes ha sido la causa por la que el Ayuntamiento de Almuñécar ha decidido no presentar su parte.

El concejal de Medio Ambiente y Playas de la localidad sexitana, Luis Aragón, explica que no se trata de un capricho, sino de una decisión que han tomado por una cuestión de «injusticia». Aragón explica que para este año la Junta ha aceptado tres solicitudes de particulares para colocar tres kioscos. Y no es que al Ayuntamiento le parezca mal que proliferen los negocios playeros, el problema, según indica el edil es que se han concedido en zonas en las que no hace falta y que ya están masificadas: Puerta del Mar, Las Góndolas y Velilla. «No son necesarios y no estamos de acuerdo con su colocación. Yo como concejal de Playa no puedo estar a favor de esa autorización», afirma Aragón, que ya ha recurrido la decisión para que la Junta, a la que recrimina no haber tenido en cuenta sus alegaciones, de marcha atrás. «En el caso de que decidan seguir adelante les pedimos que entren dentro de una ocupación temporal, no permanente», explica el edil. La prueba de que el Ayuntamiento no está en contra de que se coloquen nuevos negocios en la arena es que su idea era colocar cinco establecimientos más de cara a la próxima temporada, además de estar pendiente de la concesión para un nuevo chiringuito en la zona de La Ponderosa. Al desacuerdo por dar autorizaciones para zonas «masificadas» Luis Aragón añade otro argumento, el de la «injusticia».

«No sé si será legal, pero no es justo»

El Ayuntamiento de Almuñécar considera «injusto» que la administración local tenga que hacer frente al pago y mantenimiento de servicios, y no pueda hacer nada en lo elativo a concesiones. «No sé si será legal, pero no es justo», indicó Aragón.

El Ayuntamiento considera que no puede elaborar su parte del plan de playas teniendo de fondo el malestar derivado de estas autorizaciones. «No sé si será legal, pero desde luego injusto es. Nosotros nos ocupamos de pagar y mantener todos los servicios, hacer frente a la limpieza, la seguridad... Pero no se nos tiene en cuenta a la hora de gestionar esos espacios», recrimina Aragón que también explica que los vecinos, que llaman a su puerta para pedir esas autorizaciones tendrán ahora que hacerlo directamente en la delegación de Medio Ambiente de la Junta en Granada. En cualquier caso, Aragón especifica que el hecho de que no vayan a elaborar su parte del plan de playas no implicará ninguna sanción y no derivará en la merma de recursos de cara a la próxima temporada, una información que este periódico intentó contrastar con la Junta de Andalucía sin éxito. Desde que el Ayuntamiento comenzase a elaborar sus propios planes de playa en el año 2011 hasta hoy, han ido «en buena armonía» solucionando aquellas cuestiones que Medio Ambiente les iba solicitando, como la reducción de las ocupaciones en playas y embarcaderos, por ejemplo. Ahora esa sintonía peligra y habrá que ver si finalmente tiene consecuencias o no.

Los centros náuticos envían 'papeles' para salvarse

Tres centros náuticos de Almuñécar permanecen a la espera de saber qué pasará con ellos en el futuro. En 2016, Medio Ambiente les dejó sin permisos al no tener margen de actuación ante la Ley de Costas, que obliga a que estas instalaciones se ubiquen en los extremos de las playas. Ya entonces, estos establecimientos presentaron un recurso para salvar su concesión y quedarse donde están alegando que la naturaleza rocosa de las playas de Almuñécar impiden que la práctica de estos deportes sea incluso peligrosa en los extremos del litoral. Ahora, según informó el presidente de la asociación de chiringuitos, Francisco Trujillo han presentado un plan alternativo ante la Junta para intentar buscar una solución y que los chiringuitos se queden donde están. Según Trujillo, «se está llegando a un principio de acuerdo para el año que viene» y espera tener nuevas noticias en un plazo de 20 días.

Fotos

Vídeos