Penélope Cruz, insegura, deprimida y caprichosa tras el parto

Según Paloma Barrientos, la actriz sufre “maternity blues”, una depresión causada por el miedo a no estar a la altura

AIDA ORTIZ

Penélope Cruz podría estar sufriendo una depresión postparto, según cuenta la periodista Paloma Barrientos en Vanitatis. Al parecer, algunas fuentes cercanas a la actriz aseguran que nuestra Pe está pasando por una crisis emocional, después de haber regresado a casa con su pequeño retoño.

Susceptibilidad, caprichos, inseguridad, mucho cansancio y un gran complejo por haber engordado 14 kilos, son los síntomas que está padeciendo Penélope Cruz, según cuenta la periodista, que denomina este estado emocional como maternity blues.

Las mujeres que padecen esta depresión postparto se sienten muy seguras mientras dura su estancia en el hospital, porque se sienten protegidas a la vez que son conscientes de que sus hijos se encuentran en las mejores manos. Sin embargo, una vez vuelven a casa con sus pequeños, la inseguridad que les produce el miedo a no estar a la altura como madres, desemboca en un bajo estado de ánimo.

La maternity blues se supera al cabo de unos días, con el apoyo de la pareja y de la familia, por lo que tanto Javier Bardem, como la madre y los hermano de Penélope Cruz, Mónica y Eduardo, deberán estar al pie del cañón para que Pe vuelva a la normalidad lo antes posible y pueda disfrutar de los primeros días de vida de su primer hijo.

Fotos

Vídeos