Saltar Menú de navegación
Hemeroteca |
ALMERÍA - JAÉN - GRANADA | Personalizar edición | RSS | ed. impresa | Regístrate | Miércoles, 22 octubre 2014

Granada

GRANADA

El Ayuntamiento propuso en el borrador crear un área de protección, libre de prostitución, de doscientos metros alrededor de los colegios

Cerrar Envía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

Nombre Email remitente
Para Email destinatario
Borrar    Enviar

Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

Nombre* Email*
* campo obligatorioBorrar    Enviar
El apartado dedicado a la prostitución se está convirtiendo en el más difícil de los que conforman la ordenanza municipal para la convivencia, en la que trabajan los grupos municipales desde hace ya meses. Se trata de sólo tres capítulos, pero los representantes de los partidos demorarán la redacción final hasta que se entrevisten con las asociaciones que tratan habitualmente con este colectivo. Este es el acuerdo al que llegaron en a reunión de ayer.

En el borrador inicial, que se lleva debatiendo cerca de un año, se pretendía regular el espacio público para el ofrecimiento y demanda de servicios sexuales. Esto afectaría estrictamente al negocio de la prostitución, pero las quejas vecinales han llegado también desde otras zonas donde las parejas acuden a mantener encuentros en sus coches o al aire libre, lo que también incomoda a los niños que allí residen y generan residuos poco higiénicos.

En ese primer borrador se proponía también crear unas zonas libres de prostitución en áreas de doscientos metros alrededor de los centros docentes. Pero para acabar con el problema, que es más vecinal que de seguridad, habría que afinar mucho con las zonas en que se permite.

«No queremos incrementar la marginalidad», señaló Manuel Morales, de Izquierda Unida. De su grupo salió la propuesta de que se mantuvieran entrevistas con las asociaciones que conocen bien los problemas y necesidades de estas chicas, para tenerlas en cuenta. Y el resto de representantes aceptaron, así que habrá encuentros con oenegés como Cruz Roja, Cáritas, la Asociación Pro Derechos Humanos, los servicios sociales del Ayuntamiento y las propias asociaciones de vecinos.

Ana Muñoz, concejal socialista, apunta que se estudiarán las medidas que han tomado en otros ayuntamientos y que cualquier regulación del espacio irá acompañada de medidas sociales.

El concejal de Seguridad Ciudadana señala otra de las dificultades que habrá que superar y es la dificultad para establecer las sanciones, que irán en un capítulo final.

Las sanciones

«La intención no es sancionar el negocio económico, también hay que ver las relaciones que no son de prostitución y que también generan problemas a los vecinos», explica Moral, en relación a zonas aún a medio urbanizar o aisladas, a las que acuden las parejas a mantener encuentros.

Moral apunta que en cuanto a fijar áreas de protección alrededor de colegios e incluso de viviendas «hay cierto consenso», aunque será tras el encuentro con las asociaciones cuando las fijen. Y es que no quieren dejar a las chicas en zonas donde se vean desprotegidas.
Opina

* campos obligatorios
Listado de comentarios
Descuentos
Vocento
Proveedor Servicios InternetRSS