Ideal

El Consejo Europeo considera que la reforma laboral española fue insuficiente para crear empleo

Trabajadores en una cadena de montaje de Nissan en Barcelona.
Trabajadores en una cadena de montaje de Nissan en Barcelona. / Albert Gea (Reuters)
  • El organismo de la organización paneuropea, integrada por 47 Estados, destaca que todas las estadísticas ofrecieron "una tendencia negativa" en lo referente al trabajo juvenil

El Comité Europeo de Derechos Sociales del Consejo de Europa ha señalado este miércoles en sus conclusiones de 2016 sobre España que la reforma laboral acometida por el Gobierno español en 2012 "no fue suficiente para tener un efecto positivo sobre las cifras de empleo".

Los esfuerzos realizados por el Ejecutivo de Mariano Rajoy "no son suficientes para luchar contra el paro y favorecer la creación de empleo", añade.

El organismo de la organización paneuropea, integrada por 47 Estados, destaca que todas las estadísticas ofrecieron "una tendencia negativa" en lo referente al trabajo juvenil, cuya tasa de paro alcanzó un nivel récord del 53,2 % tras la reforma.

Del cuestionario presentado por España en octubre de 2015, el Comité europeo concluye que el gasto público para políticas activas en favor del empleo representa un 3,6 % del PIB en 2011, es decir, el doble que la media de los países de la UE.

El comité recuerda que las medidas de ayuda al empleo deben ser "específicas, eficaces y controladas regularmente".

"Pedimos al Estado que nos convenza de que su política ha sido efectiva, pero no tenemos competencias para examinar propuestas políticas", señaló en la presentación de las conclusiones la vicepresidenta del comité, Monika Schlachter.

De los 17 asuntos analizados, España cumple nueve (53 %) e incumple cinco (29,4 %), mientras que tres necesitan información suplementaria para ajustarse a lo establecido por la Carta Social Europea.

Los incumplimientos afectan, entre otras, a las restricciones para que los extranjeros accedan a puestos de la función pública y a la eficacia de los servicios públicos de empleo.

España sí cumple con los artículos relativos a la igualdad de oportunidades y la no discriminación por razón de sexo, al derecho a la orientación y la formación profesional -incluidas las personas discapacitadas- y a la formación profesional para extranjeros.

En cuanto al derecho de los extranjeros de ejercer una actividad lucrativa, se precisa que los ciudadanos rusos, ucranianos, turcos y andorranos, entre otros, no tienen los mismos derechos que otros europeos al respecto.

La Carta Social europea es un tratado internacional vinculante elaborado por el Consejo de Europa sobre la defensa de los derechos humanos. España la ratificó en 1980 y ha firmado la Carta revisada, que está pendiente de ser ratificada.

El comité analizó en total 513 materias en 34 países europeos. Hubo 262 conformes (51 %), 166 vulneraciones (32 %) y 85 pendientes por falta de información (17 %) y las naciones más cumplidoras fueron Estonia, Finlandia y Austria, mientras que se situaron a la cola Azerbaiyán, Bosnia Herzegovina y Montenegro.