España cuenta con pocos incentivos para invertir en planes de pensiones

Varios miles de pensionistas se manifestaron de nuevo ayer por el centro de Madrid./Efe
Varios miles de pensionistas se manifestaron de nuevo ayer por el centro de Madrid. / Efe

Así lo considera la OCDE, que apunta que el ahorro fiscal apenas supone un 10% frente al 30% de Francia o Reino Unido

Lucía Palacios
LUCÍA PALACIOSMadrid

España tiene un sistema privado de pensiones muy poco desarrollado, aunque en contrapartida el público es -por el momento- muy potente, con tasas de sustitución por encima del 80% del salario medio, frente a una media del 52% para los países de la OCDE. Así, en términos de gasto en pensiones privadas, apenas supone el 0,3% del PIB anual -según datos del Banco de España-, en parte por lo poco rentable que sale, más si se compara con otros páises.

Cada vez son más las voces que abogan por complementar el sistema público, que ahora está en números rojos, con un sistema de capitalización. Y más cuando las previsiones a futuro es una fuerte reducción en la cuantía de las prestaciones, que solo con la entrada en vigor el próximo año del factor de sostenibilidad podría suponer una merma del 30% en el futuro, según estiman los sindicatos, que este mismo domingo se manifestaron en un centenar de ciudades para exigir la derogación de la reforma de 2013, que incorporó este elemento corrector así como el nuevo índice de revalorización, 'culpable' de que desde 2014 las pensiones apenas suban un 0,25% anual.

¿Cuánto te cuesta tu plan de pensiones?:

Desde la OCDE abogan por esta opción de mantener sistemas públicos de pensiones pero combinándolos con los privados. Una tendencia cada vez más en auge entre los miembros del también denominado 'club de los países ricos'. De hecho, «las pensiones privadas ahora mismo juegan un papel en más de la mitad de países», explicó Emmy Labovitch, asesora de la Unidad de Pensiones Privadas de este organismo, durante una jornada organizada por Inverco.

Prácticamente la mitad de los países de la UE y de la OCDE tienen el sistema denominado EET, que consiste en que cuando uno invierte en un plan de pensiones, esa contribución se desgrava fiscalmente, aunque luego a la hora de recibir lo ahorrado, hay que pagar unos impuestos por ello.

Sin embargo, las diferencias entre unos estados y otros son más que evidentes y España es uno de los países donde menos incentivos hay para fomentar el ahorro en planes de pensiones, tal y como recalcó Ángel Martínez-Aldama, presidente de Inverco.

Labovitch sostuvo esta tesis advirtiendo de que «en España existen muy pocas ventajas» y apuntó que hay en torno a un 10% de ahorro fiscal si se compara con una cuenta corriente, que proviene de que no se pagan impuestos de aportaciones ni sobre rendimientos. Sin embargo, apuntó que ese ahorro luego se reduce cuando se saca el dinero, puesto que es ahí cuando hay que pagar fiscalmente. Este 10% de desgravación se queda corto con el 30% que existe en Francia y Reino Unido, un porcentaje que alcanza el 55% en Lituania.

«En España los instrumentos a largo plazo no tienen una ventaja notable», aseguró la experta de la OCDE, que recalcó que «está claro que los incentivos deben existir», ya que tanto los no financieros (exenciones fiscales) como los nos financieros (es decir, los subsidios) son «eficaces».

Fotos

Vídeos