La crisis geopolítica arrebata al Ibex-35 los 10.500 puntos

La crisis geopolítica arrebata al Ibex-35 los 10.500 puntos

El único valor del selectivo español que se salvó de los números rojos fue Mediaset, que se anotó un 0,23%

CRISTINA VALLEJOMadrid

Si la crisis entre Estados Unidos y Corea del Norte parecía apaciguarse ayer por la tarde, en la jornada de hoy ha vuelto a reactivarse, ante la amenaza del país asiático de lanzar a mediados de este mes cuatro misiles a la isla de Guam, estadounidense, situada en el Pacífico. Con ello, los índices de Wall Street comenzaban la jornada con importantes descensos: al filo de las cinco de la tarde, el Dow Jones retrocedía un 0,5%, el S&P 500, alrededor de un 0,7% y el Nasdaq, más de un punto porcentual. Esas caídas en los índices de Wall Street se vieron acompañados por un incremento de la volatilidad, medida por el índice Vix, hasta situarse en los 14 puntos, es decir, hasta su nivel más alto desde el pasado mes de mayo. El lunes, antes del cruce de amenazas entre Estados Unidos y Corea del Norte, este indicador rondaba los 10 puntos, nivel en el que se ha estado moviendo en el último mes. El índice Vix es uno de los indicadores que el mercado utiliza para medir el nivel de tensión existente en el mercado.

Con la apertura de la Bolsa de Nueva York, las pérdidas que ya sufrían los índices europeos fueron a más. El selectivo español, que se mantenía sobre los 10.500 puntos, los perdía a partir de las tres y media de la tarde, coincidiendo con el inicio de sesión en Wall Street. Al cierre, el Ibex-35 bajaba un 1,38%, para dar un último cambio en los 10.450 puntos. Se trata de su nivel más bajo desde el pasado 24 de julio. 

En apenas dos días, los que dura la escalada de amenazas entre Corea del Norte y Estados Unidos, el indicador ha perdido prácticamente 300 puntos, al pasar de los más de 10.700 puntos a los menos de 10.500. La geopolítica ha hecho que el selectivo español haya interrumpido bruscamente su recuperación de niveles.

Las pérdidas del selectivo español sólo las superó el Ftse 100 británico, que bajó un 1,44%. El Dax alemán fue el otro que se dejó más de un punto porcentual (-1,15%). El Ftse Mib de Milán se dejó un 0,76% y el Cac 40 francés, alrededor de un 0,6%. El único que se salvó de los recortes fue el PSI-20 de Lisboa, que terminó prácticamente plano.

Sólo Mediaset se salva del recorte

En el selectivo español únicamente Mediaset logró esquivar las caídas, al anotarse un 0,23%. A continuación, entre los mejores, pero en negativo, Endesa, Enagás, ArcelorMittal, Cellnex, Técnicas Reunidas, Red Eléctrica e IAG fueron los únicos que bajaron menos de medio punto porcentual.

Siemens Gamesa volvió a ser el peor del día, con un recorte del 2,83%. Después, dos bancos, Bankia y el Santander, que se dejaron un 2,35% y un 2,30%, respectivamente. Después, Meliá y Bankinter perdieron alrededor de un 2%. Luego, otra entidad financiera, Sabadell, que retrocedió un 1,90%. Y otros dos de los grandes: Telefónica y BBVA, que bajaron un 1,82% y un 1,75%, respectivamente. 

Hablando de 'blue chips', también Inditex e Iberdrola se colocaron entre los peores, al retroceder alrededor de un 1,3%. 

En el Índice General de la Bolsa de Madrid, por cuarta jornada consecutiva, Borges fue el peor valor, con un descenso del 9,25%. El mejorfueUrbas, con unasubida del 5,88%.

El selectivo español ha retrocedido un 2,65% en estas dos sesiones de crisis geopolítica entre Estados Unidos y Corea del Norte. Y sólo uno sus componentes, Acerinox (+0,09%), se ha salvado de las caídas. El peor ha sido Siemens Gamesa, con un descenso del 5%, seguido de tres entidades financieras: Bankia, Santander y BBVA, con descensos de entre casi un 5% y un 4,20%.

El dinero fluye con cautela hacia los refugios

Se intensificaron las caídas en las Bolsas, aunque no mucho la entrada de dinero en según qué tradicionales refugios. El interés de los títulos estadounidenses a diez años retrocedía desde el 2,25% hasta el 2,22%. El de los alemanes, desde el 0,43% hasta el 0,41%. Pero las rentabilidades de los bonos de la periferia subían, aunque muy ligeramente: la del español, desde el 1,40% hasta el 1,43%. Ello lo que llevó consigo fue una ampliación de las primas de riesgo: la de España volvió a situarse sobre los 100 puntos básicos. 

El precio del oro ganaba posiciones por tercera sesión consecutiva: se anotaba un 0,57%, para superar los 1.280 dólares la onza por primera vez desde principios del mes de junio. Antes del estallido de la actual crisis geopolítica entre Estados Unidos y Corea del Norte se cambiaba por menos de 1.260 dólares. 

En el mercado de divisas, como activo refugio por excelencia, el que subía era el yen. 

El euro, por su parte, cedía posiciones frente al dólar: se dejaba un 0,10%, para situarse en 1,175 unidades. Aunque por la mañana el descenso le llevó a casi poner en peligro la cota de 1,17 unidades. Desde que la semana pasada el euro rondó el nivel de 1,19 unidades, ha ido perdiendo posiciones, aunque a paso muy lento. Mañana tendrá lugar una cita clave con datos de inflación a uno y a otro lado del Atlántico, que pueden mover el tipo de cambio entre el euro y el dólar. 

En el mercado de materias primas, el barril de Brent, de referencia en Europa, se mantenía sobre los 52 dólares, cerca de los 53, en su nivel más alto desde el pasado mayo, tras haber subido más de un 1% en la jornada anterior, después de que Arabia Saudí e Irak se hayan comprometido a mantener el recorte de producción de petróleo. El barril de West Texas, de referencia en Estados Unidos, avanzaba un 1,15% y se situaba sobre los 50 dólares.

Fotos

Vídeos