Ideal

La Bolsa conquista los 10.000 puntos

Bolsa de Madrid.
Bolsa de Madrid. / Javier Lizón (Efe)
  • En el mercado de deuda, la prima de riesgo española ha descendido hasta los 140 puntos básicos

El Ibex-35 comenzaba la sesión con mucha fuerza, atacando decididamente la superación de los 10.000 puntos, para marcar máximos del día cerca de los 10.100 puntos a mediodía. Pero a partir de ahí, el índice se empezó a venir abajo, aunque los 10.000 puntos parecieron actuar como soporte, porque no llegó ni a perderlos ni a entrar en rojo casi en ningún momento. Al cierre, daba un último cambio en los 10.006,40 puntos, lo que supone un mínimo avance del 0,08%. Termina la semana con una revalorización del 2,12%, la mayor de entre los principales índices a uno y a otro lado del Atlántico. Y es que la mayoría de indicadores en Europa han cerrado en rojo, con pérdidas de medio punto porcentual en el caso del Dax alemán y del 0,42% en el del Ftse 100 británico, mientras que el Ftse Mib de Milán y el Cac 40 francés han cedido alrededor de un 0,05%. Al cierre de la sesión europea, también Wall Street estaría en pérdidas en la semana, pese a que hoy sus índices sí se mueven levemente al alza. 

Pese a que el Ibex-35 ha sido el mejor en la semana, en la sesión, en cambio, el selectivo español sí se ha quedado un poco atrás respecto a otros índices, a excepción del Dax alemán, que ha cerrado en rojo, con un recorte del 0,13%. Sin embargo, el Ftse Mib de Milán ha avanzado un 0,45%, mientras que el Cac 40 francés ha ganado un 0,24%. 

La subida del índice español en la última semana se debió a la fortaleza mostrada por el sector financiero, sobre todo de CaixaBank, Popular y Sabadell, pero además de BBVA, Bankia, el Santander y Bankinter, que también se colocaron dentro de la docena de valores más rentables. Con sus ganancias, lograron compensar las pérdidas registradas por Acerinox y ArcelorMittal, que se dejaron alrededor de un 6%. 

En la jornada de hoy, también ha destacado la banca, con Popular en cabeza, con su revalorización del 5,24%. A continuación se ha colocado CaixaBank, con un avance de cerca del 4%. Bankia, mientras, ha ganado un 2,71%. Entre los valores al alza aunque con avances más reducidos, Bankinter, Santander y BBVA. 

Al Ibex-35 no sólo le apoyaron los bancos, también algunos otros grandes valores con Repsol en vanguardia, al anotarse un 2,49% tras anunciar después del cierre de la sesión de ayer un gran descubrimiento de crudo en Estados Unidos. Además, Telefónica ganó un 0,29%. 

En rojo, Iberdrola fue el peor, con un descenso del 1,87%. A continuación, ArcelorMittal, con una caída del 1,80%, mientras que IAG y Viscofán se dejaron alrededor de un 1,5%. También perdieron más de un 1% Endesa y Enagás. No fue, pues, un buen día para las compañías eléctricas. 

En el Índice General de la Bolsa de Madrid, OHL fue el valor más rentable, con una subida del 10,43%, ante los avances de una posible oferta por OHL México, seguido de Prosegur, que se anotó un 5,5%, ante las buenas noticias que se producen alrededor de la próxima salida a Bolsa de su filial Prosegur Cash, a la que acudirá George Soros. Fueron las dos únicas acciones que ganaron más que el Popular.

En rojo, Urbas fue el peor valor, con un recorte del 4,35%. Junto a Telepizza y Rovi fueron las únicas que lo hicieron peor que Iberdrola y ArcelorMittal.

En el Eurostoxx 50 destacó la banca, con Société Générale, Deutsche Bank e ING anotándose más de un 2%, mientras que BNP e Intesa SanPaolo ganaban un 1,76% cada uno.

Entre el empleo americano y las filtraciones del BCE

En la jornada, tuvimos varias referencias económicas. La más importante vino de la mano del informe oficial de empleo de Estados Unidos correspondiente al mes pasado. En febrero se crearon 235.000 nuevos puestos de trabajo, por encima de los 200.000 que esperaban los analistas. Además, se revisó la cifra del mes anterior al alza, desde los 227.000 hasta los 238.000. Batieron expectativas tanto los empleos creados en el sector industrial como en el sector privado. La tasa de desempleo, de acuerdo con lo previsto, cayó desde el 4,8% hasta el 4,7%. Los salarios subieron un 2,8% interanual, según lo esperado, lo que supone una aceleración respecto al 2,6% que subían el mes de enero. El subempleo, es decir, el porcentaje de trabajadores con un contrato a tiempo parcial pese a desear uno a tiempo completo, se redujo desde el 9,4% hasta el 9,2%. 

Los analistas consideran que todas estas cifras hacen más que viable la posibilidad de que la Reserva Federal norteamericana suba los tipos de interés en su reunión de la semana que viene. 

Pero el mercado también estuvo muy pendiente de las noticias procedentes del Banco Central Europeo. Un día después de su reunión ordinaria de política monetaria trascendió que sus miembros habrían discutido la posibilidad de subir los tipos de interés antes de que se complete el programa de compra de activos. Ello provocó una fuerte subida del euro con respecto al dólar. La moneda única, que comenzaba la sesión levemente por debajo del nivel de 1,06 unidades, se disparaba al final del día hasta 1,0666. La renta variable europea también fue muy sensible a esta noticia y los avances de los índices se vinieron abajo cuando saltó la noticia. 

En el mercado de deuda, subidas en las rentabilidades de los bonos. El interés de los títulos alemanes a diez años subió desde poco más del 0,40% hasta acercarse al 0,50%. El rendimiento de los títulos franceses, mientras, avanzó hasta superar el 1,10%, mientras que el de los españoles subió desde el 1,80% hasta el 1,87%. 

En Estados Unidos, mientras tanto, el rendimiento del diez años se mantenía sin cambios después del tirón de ayer en el entorno del 2,60%.

En el mercado de materias primas, el barril de Brent, de referencia en Europa, encadenaba su cuarta sesión consecutiva de recortes, hasta los 51,81 dólares. El barril de West Texas, de referencia en Estados Unidos, en cambio, rebotaba un 0,75%, para intentar recuperar los 50 dólares.

Mientras tanto, el oro encadenaba su quinta sesión consecutiva de pérdidas, con un descenso del 0,08%, poniendo en serio peligro la cota de los 1.200 dólares.