Ideal

El Ibex 35 lidera Europa y se asienta sobre los 9.800 puntos

La Bolsa de Madrid.
La Bolsa de Madrid. / Efe
  • La rentabilidad del bono español a diez años registró la subida más importante

El selectivo español se mantenía sin demasiados cambios hasta la una y media de la tarde, momento a partir del cual registró un moderado rally. Al cierre, el índice daba un último cambio en los 9.850,50 puntos, lo que supone una revalorización del 0,50 %. Con ello, el índice marca un nuevo máximo tanto de este año como desde finales del ejercicio pasado. El Ibex-35 fue, además, el índice más rentable de Europa seguido, de lejos, por el Ftse Mib de Milán y el Cac 40 francés, que ganaron poco más de un 0,10 %, mientras que el Dax alemán cerró prácticamente en tablas, al igual que el PSI-20 de Lisboa o el Ftse 100 británico.

El acelerón del último tercio de la sesión en el selectivo español contó con la complicidad de Wall Street. Los índices americanos mostraban en la apertura un mejor tono que en jornadas anteriores, después además de publicarse el informe de empleo privado del mes de febrero en Estados Unidos que elabora ADP. El mes pasado se crearon 298.000 nuevos puestos de trabajo, por encima de los 187.000 estimados por los analistas, y de los 261.000, tras la revisión al alza, del mes de enero. Éste es un buen aperitivo antes de la publicación del informe oficial de empleo que conoceremos el viernes. Se prevé que ponga de manifiesto la creación de 197.000 nuevos puestos de trabajo en la economía no agrícola y que la tasa de paro haya bajado desde el 4,8 % hasta el 4,7 %.

Suben los intereses de los bonos

Los buenos datos incrementan la probabilidad de una subida de tipos la semana que viene (la probabilidad se encuentra ya en el 90 % y de que haya una nueva subida en junio está en el 46,1 %, frente al 39 % en que se encontraba el martes), sobre todo si, como se espera, los salarios suben a un ritmo superior al 2,5 %. Por eso, los tipos de los bonos subieron con fuerza. El interés de los títulos estadounidenses a diez años avanzó hasta el 2,57 %, su nivel más alto desde el 15 de diciembre. Los bonos americanos se encaminan a registrar la mayor secuencia de pérdidas en cinco años.

La rentabilidad del bono español a diez años registró la subida más importante, al avanzar desde el 1,70 % hasta el 1,79 %. El rendimiento de los títulos italianos, por su parte, pasó desde el 2,18 % hasta el 2,25 %. El interés de los bonos alemanes a diez años pasó del 0,30 % hasta el 0,36 %.

En el mercado de divisas, el aumento de la probabilidad de una subida de los tipos de interés provocó que el dólar se reforzara con respecto al billete verde: al cierre de la sesión, la moneda comunitaria retrocedía un 0,20 %, hasta el nivel de 1,055 unidades. El dólar subía un 0,27 % frente al conjunto de las principales monedas. Y eso que también en Europa tuvimos buenos datos económicos, empezando por la producción industrial alemana, que batió expectativas, al igual que la española.

El oro, por su parte, encadenaba su tercera sesión consecutiva de descensos, para terminar el día en los 1.208,60 dólares, su nivel más bajo desde finales de enero.

El crudo también caía con fuerza, debido a un nuevo récord marcado por los inventarios de crudo americanos. El barril de Brent, de referencia en Europa, retrocedía un 1,59 %, hasta los 55 dólares, mientras que el barril de West Texas, de referencia en Estados Unidos, bajaba un 1,5 %, hasta los 52,34 dólares. Otra referencia importante del día vino de la mano de China y su primer déficit en su balanza comercial en moneda local desde 2014 debido a que las importaciones registraron un crecimiento del 44,7 % interanual, frente a un avance de sólo un 4,2 % en las exportaciones.

Los bancos ganan

En el selectivo español, Sabadell encabezó los ascensos, con una revalorización del 2,17 %, seguido de Endesa, que ganó un 1,91 %. El Popular, Inditex y el Santander también se anotaron más de un punto porcentual. A continuación se colocó CaixaBank, que se apuntó un 0,96 %. Entre los mejores, también otros bancos, como BBVA, que ganó un 0,61 %. El sector financiero, pues, se benefició de las expectativas de tipos más altos en EE UU, su nivel más bajo en un mes.

Entre los grandes valores, el selectivo también contó con el apoyo de Telefónica, cuyo avance rozó el 0,6 %. En rojo, Acerinox fue el peor, con un recorte del 1,44 %. Después se colocó Acciona, con una caída del 1,36 %. Merlin Properties, mientras, cayó un 0,80 %. Entre los valores a la baja también hubo 'blue chips', como Repsol, que retrocedió un 0,66 %, y también bancos, con Bankia y Bankinter cediendo alrededor de medio punto porcentual.

En negativo, también 'utilities', a las que perjudica que suban los tipos de interés. Así, Iberdrola y Enagás cayeron alrededor de un 0,3 %, y Gas Natural, alrededor de un 0,25 %. En el Eurostoxx 50, Adidas encabezó los ascensos con una fuerte subida del 9,42 %, tras presentar un beneficio superior a los 1.000 millones de euros por primera vez en su historia, seguido por bancos como Deutsche Bank, ING o Société Générale, que ganaron más de un punto porcentual. En negativo, el peor fue E.On, con un descenso del 3,63 %, seguido de Deutsche Post, que retrocedió un 2,75 %.

Temas