Ideal

El Ibex-35 salva los 8.600, pese a su caída del 0,10%

Bolsa de Madrid.
Bolsa de Madrid. / Zipi (Efe)
  • El selectivo español ha sido el único de los grandes índices que ha terminado en rojo: ha cedido un 0,10%, para dar un último cambio en los 8.614,60 puntos

Después de los altibajos sufridos desde primera hora de la mañana y hasta las once, el selectivo español se mantuvo a continuación prácticamente plano y así terminó el día: dio un último cambio en los 8.614 puntos, lo que supone una mínima caída del 0,10%. En todo caso, este nivel es el más bajo para el indicador desde el 13 de octubre, en que también puso en peligro los 8.600 puntos. El índice no ha perdido los 8.600 puntos desde finales de agosto.

El índice español fue el único entre los grandes europeos que terminó en negativo. En verde, el mejor fue el Cac 40 francés, que se anotó un 0,56% (¿es que ha gustado que Fillon haya sido el más votado en la primera vuelta de las primarias conservadoras y se presuma como su candidato a las presidenciales del año que viene?, ¿es que lo ven fuerte frente a un Frente Nacional que sí podría poner en problemas a toda la Unión Europea y la zona euro?). A continuación, el PSI-20 de Lisboa, que se anotó un 0,41%. El Dax alemán, después de que Angela Merkel confirmara que intentará encadenar un cuarto mandato, puesto que se presentará a las elecciones de 2017, y el Ftse Mib de Milán, dos semanas antes del referéndum constitucional, avanzaron alrededor de un 0,19%. El Ftse 100 británico terminó el día en tablas, pese al impulso de las compañías ligadas a las materias primas.

Mapfre fue el mejor valor del Ibex-35, con una subida del 1,28%, seguido de Indra, Endesa, Arcelormittal, Viscofán y Repsol, que ganaron más de un punto porcentual. Después, Técnicas Reunidas y Amadeus, que se anotaron alrededor de un 0,8%, mientras que Red Eléctrica, Enagás, Acerinox y Acciona se apuntaron algo más de un 0,5%. Pocos valores más se contaron entre los que terminaron al alza y, entre ellos, de los grandes, únicamente el Santander, que ganó un 0,09%. Precisamente por eso el selectivo español cerró en negativo, porque los grandes valores terminaron el día mayoritariamente en negativo.

En rojo, el peor fue Dia, que retrocedió un 3,30%, seguido de Cellnex, que perdió un 2,18%. Mediaset, por su parte, se dejó casi un 2%. Ferrovial y Meliá, por su parte, perdieron más de un punto porcentual. Entre los diez peores, tres entidades financieras también: Bankinter, el Sabadell y el Popular, que se dejaron cerca de un punto porcentual.

En el Índice General de la Bolsa de Madrid, Oryzon Genomics fue el valor más rentable, con una subida de casi un 17%, seguido de Coemac, que también ganó más de un 10%. Deoleo y Natra fueron los peores, con descensos de alrededor de un 5%.

En el Eurostoxx 50, que terminó el día con una subida del 0,40%, el mejor fue Airbus, con una subida del 4,42%, y los peores, Vivendi e Intesa SanPaolo, que fueron los únicos que perdieron más de un 1%.

Wall Street sube con el impulso del crudo

Wall Street, mientras, comenzaba la semana en positivo, con ganancias de un 0,6% el Nasdaq en el momento del cierre de la jornada europea, mientras el Dow Jones se apuntaba un 0,3% y el S&P 500, alrededor de un 0,45%, para marcar su nivel más alto de la historia por encima de los 2.190 puntos que conquistaba por primera vez el 15 de agosto. Ello gracias al repunte registrado por el precio del petróleo, ante el optimismo existente respecto a que la OPEP será capaz finalmente de llegar a un acuerdo de reducción de la producción, después de declaraciones procedentes de Irán y de Irak. La reunión tendrá lugar la semana que viene. Así, el barril de Brent, de referencia en Europa, avanzaba un 3,41%, hasta los 48,46 dólares. El barril de West Texas, de referencia en Estados Unidos, por su parte, se anotaba un 2,58%, hasta los 46,87 dólares.

El oro, por su parte, avanzaba un 0,37%, hasta los 1.212 dólares la onza, después de dos semanas consecutivas de descensos (de un 6% la primera y de un 1,6% la segunda, desde los más de 1.300 dólares la onza en que terminaba el pasado 4 de noviembre).

En el mercado de bonos, mientras tanto, vimos un comportamiento mixto en las rentabilidades, con el interés de los títulos americanos a diez años retrocediendo hasta el 2,33% desde el 2,35% en que se situaba al cierre de la sesión del viernes en su nivel reciente más alto. Mientras, el rendimiento de sus comparables portugueses bajaba hasta el 3,68% desde niveles por encima del 3,80%. La rentabilidad del bono italiano retrocedía desde el 2,10% hasta el 2,06% a apenas quince días del referéndum constitucional, pero la del bono español se mantenía en el 1,60% y la del alemán, en el 0,27%.

En el mercado de divisas, el euro recuperaba posiciones respecto al billete verde: la moneda comunitaria se apuntaba un 0,32%, hasta el nivel de 1,0623 unidades. Ello después de dos semanas en las que la moneda comunitaria ha perdido alrededor de un 2,5% cada una, desde niveles por encima de 1,11 unidades. Marcó mínimos el pasado viernes en 1,057 unidades.