Ideal

El FMI se reunirá «muy pronto» para analizar la imputación de Lagarde

Christine Lagarde
Christine Lagarde / EFE
  • La exministra de Economía francesa y la directora de la institución fue imputada ayer por "negligencia" por su papel en el conocido como 'caso Tapie'

El Directorio Ejecutivo del Fondo Monetario Internacional tiene previsto reunirse "muy pronto" para analizar la reciente imputación de Christine Lagarde en Francia por "negligencia" en relación con el caso Tapie, ha afirmado el portavoz del organismo, Gerry Rice.

Rice indicó que la directora gerente de la institución "ya ha retornado a su trabajo aquí, en el Fondo, y esperamos que se produzca otra reunión del Directorio Ejecutivo", el máximo órgano decisorio de la institución. "Va a ocurrir muy pronto, tan pronto como sea posible", aseguró Rice en la habitual rueda de prensa quincenal del Fondo, aunque no ofreció detalles sobre la fecha de ese encuentro.

Insistió, asimismo, en que Lagarde no tiene intención alguna de dimitir. Durante el proceso judicial, el Fondo ya expresó previamente y en varias ocasiones su respaldo a Lagarde, quien calificó este miércoles en París la imputación como "totalmente infundada" y anunció su intención de recurrir.

La investigación por presunta corrupción, cuando era ministra de Economía en 2008, pretende determinar si hubo corrupción en la atribución de una indemnización de 403 millones de euros al empresario Bernard Tapie en 2007, por la venta de la empresa de equipamiento deportivo Adidas en los años 90. Confiscada a Tapie, esa empresa fue vendida por el banco Crédit Lyonnais por un precio muy inferior al de mercado, según Tapie, que reclamaba al Estado una indemnización.

Tras años de litigio, Lagarde, ministra de Economía en el Gobierno del conservador Nicolas Sarkozy entre 2007 y 2011, antes de su llegada al FMI , decidió que fuera un arbitraje privado el que fijara ese precio. La actual directora del Fondo encabeza la institución desde julio de 2011, cuando sustituyó al también francés Dominique Strauss-Kahn, quien dejó el cargo por unas acusaciones de abuso sexual en Nueva York, que posteriormente fueron retiradas.