Granada B

Aarón sostiene al Granada B

Víctor Morillo extiende los brazos mientras muestra su satisfacción por el gol conseguido en la Ciudad Deportiva Diputación de Armilla./Alfredo Aguilar
Víctor Morillo extiende los brazos mientras muestra su satisfacción por el gol conseguido en la Ciudad Deportiva Diputación de Armilla. / Alfredo Aguilar

El guardameta cuaja un 'partidazo' ante el Marbella y sus paradas ayudan al filial rojiblanco a cosechar su cuarto triunfo consecutivo

Antonio Navarro
ANTONIO NAVARRO

La cuarta victoria consecutiva del Granada B en lo que va de liga tuvo un nombre propio: el del cancerbero Aarón Escandell. El que a día de hoy es el guardameta menos goleado del Grupo IV de Segunda B completó una sobresaliente actuación ante el Marbella de Fernando Estévez, que hizo méritos para rescatar algún punto de la Ciudad Deportiva pero cuyas jugadas de ataque siempre acabaron despejadas por la defensa granadina o por el inspirado portero rojiblanco.

Impulsado por una inercia de resultados positivos, al Granada B le sucede lo contrario que al primer equipo: juega sin presión, mantiene el orden y la concentración durante los noventa minutos y la suerte, en algunos partidos como el de ayer, acaba poniéndose de su lado.

No obstante, la baraka que bendijo al filial rojiblanco en la tarde de ayer hay que buscarla. No es casualidad que el equipo de Pedro Morilla lleve cuatro partidos ganando y sin encajar un gol al igual que tampoco fue fruto del azar que en el regreso a Armilla tuviera que estar la mayor parte del tiempo defendiendo su mínima renta en el marcador puesto que los rojiblancos se adelantaron en la primera oportunidad clara del encuentro: un zapatazo de Víctor Morillo junto al balcón del área que acabó entrando por la escuadra de la portería defendida por Wilfred (1-0). Quiso aprovechar el conjunto granadino que había entrado como un rayo al partido y Jean Carlos estuvo cerca de lograr el 2-0 con un remate que se le marchó alto cuando solo habían transcurrido quince minutos de partido.

Chus fue el primero en poner a prueba a Aarón con un disparo cruzado que el meta repelió con una gran estirada. Poco a poco fue haciéndose el Marbella con el control del partido y aumentando su cuenta de ocasiones, pero los costasoleños tuvieron que lamentar que el colegiado le anulase un tanto a Héctor por una dudosa falta cometida sobre Fran Serrano (m. 23) y también fueron víctimas de la gran actuación de Aarón, que salvó dos goles cantados de Corpas y de Indi, que ejecutó una falta desde la frontal de manera magistral pero Aarón voló lo suficiente como para desviar el balón y evitar el tanto del empate.

Tras el intermedio, el Granada B tuvo que sufrir. A los futbolistas rojiblancos les costó sacudirse la presión rival y Aarón de nuevo estuvo providencial para salvar dos buenos lanzamientos de Indi y de Chus.

Fotos

Vídeos