Deportes

Selección Española

Amistoso

España se queda fría en Rusia

Smolov celebra uno de sus goles ante España./Reuters
Smolov celebra uno de sus goles ante España. / Reuters

La selección sigue invicta con Lopetegui, pero desaprovechó dos ventajas en el marcador y permitió que la anfitriona del Mundial le hiciese tres goles

Rodrigo Errasti Mendiguren
RODRIGO ERRASTI MENDIGUREN

La España de Julen Lopetegui regresó de Rusia con la vitola de invicto pero también con muchas dudas sobre su rendimiento defensivo. El seleccionador vasco vivió todo el partido con gesto serio en la banda, ya que el amistoso en San Petersburgo no dejó las mismas sensaciones que el del sábado ante Costa Rica. Es cierto que los rusos demostraron más que los ‘ticos’, pero ‘La Roja’ se relajó en exceso después de adelantarse por medio de Alba y de que Ramos anotase el primer penalti que el italiano Rocchi regaló a los españoles. Smolov, autor de un doblete inesperado, fue capaz primero de recortar distancias para el 1-2 y finalmente poner el 3-3. Se aprovechó primero de la pasividad defensiva visitante y después, tras otra pena máxima light concedida a ‘La Roja’, soltó un misil a la red de David de Gea, que encajó los mismos goles en el Krestovskyi Arena que en el resto de los partidos del nuevo seleccionador. España dejó demasiado abierto el partido, lo convirtió en una ruleta rusa en la que la victoria o derrota podían llegar debido a que concedió demasiadas opciones a su rival en su intento por buscar el 3-4.

Lopetegui apostó por hacer cinco cambios respecto a los que golearon a Costa Rica, quizá alguno menos de los esperados. Alineó en punta a un tridente zurdo (Asensio, Rodrigo y Suso) y en defensa mantuvo a tres de sus fijos con Nacho en la derecha. Dos de ellos, Alba y Ramos, acertaron en la meta rival cuando ningún español había roto nadie a sudar. El lateral catalán, que parece mejorado con el seleccionador, marcó de cabeza tras un gran pase de Asensio en un buen cambio de juego de Suso, que debutó pero apenas brilló.

España no estaba cómoda en el césped, Rusia encontraba espacios a la espalda de Piqué y Ramos que no terminaban de ajustarse con Nacho. El capitán estaba con ganas de marcar. Primero lanzó una falta en la frontal y después se ofreció voluntario para lanzar una pena máxima que Rocchi ‘inventó’ ya que el defensa ruso le dio con el hombro a la bola Telstar. El 0-2 era muy engañoso pero España pensó que aquello estaba cuesta abajo. Se relajó demasiado y Smolov acabó con una racha de 514 minutos sin recibir gol de España.

En la segunda parte, en la que probó Lopetegui con doble pivote y defensa de tres centrales, la cosa fue aún peor en el estadio Krestovskyi, donde la calefacción engañaba y se pudo ver a muchos sudando por llevar camisetas térmicas interiores. Sin Busquets en el campo se convirtió en un bloque muy blando, frágil y previsible. Minutos antes de que se fuese el ‘ancla’ azulgrana, Rusia empató tras un saque de banda mal defendido en el que Piqué mostró poca intensidad defensiva. Era justa la igualada, aunque Rocchi estaba generoso y regaló otro penalti a España, por un agarrón a Ramos, que volvió a hacer la ‘paradinha’ antes de convertirse en el defensa más goleador de la historia de España.

3 RUSIA

Lunev; Smolnikov (Ignatiev, min. 87), Vasin, Dzhikia, Kudrjasov (Rausch, min. 75); Glushakov, Kuzyaev (Kokorin, min. 62), Zhirkov (Konvarov, min. 82), Al. Miranchuk (An. Miranchuk, min. 66), Dzagoev (Kokorin, min. 62) y Smolov.

3 ESPAÑA

De Gea; Nacho, Piqué, Ramos (Vitolo, min. 58), Alba (Alberto Moreno, min. 46); Busquets (Silva, min. 57), Iniesta (Illarramendi, min. 46), Thiago (Saúl, min. 60), Suso (Callejón, min. 46), Asensio y Rodrigo.

ÁRBITRO:
Gianlucca Rocchi (Italia). Amonestó a Busquets y Vitolo.
GOLES:
0-1. min. 9, Jordi Alba. 0-2. min. 34, Sergio Ramos, de penalti. 1-2. min. 41, Smolov. 2-2. min. 51, Miranchuk. 2-3. min. 53, Sergio Ramos, de penalti. 3-3. min. 70, Smolov.
INCIDENCIAS:
Amistoso. Algo más de 40.000 espectadores en el estadio de Krestovskyi Arena de San Petersburgo. Debut en partido oficial de Suso (el 779 internacional en debutar en la historia y el noveno de la ‘era Lopetegui’). Se jugó con el balón Telstar del Mundial 2018. Lunev tuvo que irse en camilla del campo tras un golpe con Rodrigo Moreno. Glushakov acabó de portero en la prolongación.

Más información

Entraron Vitolo, Silva y Saúl, lo que provocó más grietas en el bloque español. No funcionaba ni la zaga de tres centrales (con Nacho acostado a la izquierda primero y después con Alberto Moreno) ni la de cuatro. Les costaba sacar la pelota desde atrás y mezclar con Illarramendi, que se quedó demasiado sólo en el centro del campo. Cierto es que el realista logró poner una buena bola al espacio para Rodrigo pero el valencianista, en el mano a mano ante Lunev, fue incapaz de superar al meta ruso.

Y De Gea evitó el cuarto

En el otro área De Gea vivió más ajetreado. Evitó primero que Smolnikov empatara con un cabezazo que iba a la escuadra, después no pudo evitar que Smolov lograse su segundo gol con un misil cercano tras un error de Asensio en un saque de banda y por último le robó la gloria al ‘9’ del Krasnodar. En los instantes finales Glushakov tuvo que terminar de portero improvisado por un rodillazo involuntario de Rodrigo que dejó KO al Lunev.

Optaron todos por firmar una tregua y terminar con un amistoso que, siendo positivos, podría ser bueno como toque de atención al equipo. Hay grandes motivos para ilusionarse, pero también aspectos defensivos a mejorar.

A España no le hacían tres goles desde el doloroso 1-5 contra Holanda en el Mundial de Brasil por lo que seguro que Lopetegui toma nota de lo sucedido, aunque cuando quiera animarse podrá revisar los datos de 2017: diez partidos, lograr ocho victorias ante rivales como Francia, Italia o Costa Rica, si bien mostró agujeros en su zaga ante Colombia (2-2) y frente al anfitrión mundialista.

Fotos

Vídeos