CICLISMO

Orica Scott viene a la Clásica para defender el título de 2017

Orica Scott viene a la Clásica para defender el título de 2017
ALCIDE

Magnus Cort ganó en el año pasado con el equipo australiano, el primero en comprometerse a estar en la carrera almeriense

JUANJO AGUILERAALMERÍA

El conjunto australiano Orica Scott ha sido el primer equipo que ha llegado a un acuerdo con la organización de la Clásica de Almería para participar en la próxima edición de la carrera, que se celebrará el próximo día 11 de febrero de 2018, con nueva categoría, la 1.HC, a la que vuelve tras haber estado en la 1.1 en las tres últimas ediciones.

Cabe recordar que los australianos fueron el equipo que se adjudicó la victoria en la edición pasada de la mano del corredor danés Magnus Cort Nielsen, que se impuso en una apretada llegada en la Avenida Rey Juan Carlos I de Roquetas de Mar, al alemán Rüdiger Selig, que estaba enrolado en las filas del Bora-Hansgrohe, y al belga Jens Debusschere, perteneciente al Lotto Soudal.

En la Champions

Orica Scott es uno de los equipos que pertenece a la máxima categoría del ciclismo mundial, la Word Tour, es decir, que el cuadro australiano es una de las escuadras más potentes del mundo. En sus filas cuenta con un total de 26 corredores entre los que se encuentran algunos nombres como los hermanos Yates (Adam y Simon), los esprinters Caleb Ewan y Simon Gerrans, el suizo Michael Albasini, así como el corredor español Carlos Verona, que militó con un gran éxito en el equipo almeriense Junior Cajamar de la mano de una persona ligada a la organización de la Clásica como Juan Muñoz. De todas formas no hay que olvidar que ahora también se ha hecho con los servicios de otro destacado integrante del pelotón internacional como es el caso del navarro Mikel Nieve, que desde 2014 ha militado en el Team Sky británico y que tiene un palmarés con dos décimos puesto en los Giros de Italia de 2011 y 2012; un duodécimo y un decimocuarto puesto en el Tour de Francia, en 2013 y 2017, así como un octavo lugar en la Vuelta a España de 2015.

Lo cierto es que el cuadro australiano es un equipo ciclista profesional que debutó en la temporada 2012, siendo el primer equipo de dicho país en lograr la categoría UCI ProTeam. Desde entonces, está entre los elegidos por la Unión Ciclista Internacional para formar parte del pelotón más selecto del mundo.

El conjunto que dirige Neil Stephens, que fuese director de equipo español Caisse d’Epargne, ha conseguido 28 victorias en la temporada 2017, además de otros 4 campeonatos nacionales que son el de Sudáfrica, con Daryl Impey; el de Eslovenia, con Luka Mezgec; el de China, con Cheung King Lok, y el de Canadá, con Svein Tuft.

A lo largo de la temporada están las etapas ganadas por el australiano Cabel Ewan en el Tour Down, en el Tour de Abu Dhabi, en el Giro de Italia o en la Vuelta a Polonia, donde también ganó el australiano Jack Haig; el de Simon Yates en la sexta etapa de la París-Niza; el del sudafricano Daryl Impey en la sexta etapa de la Volta a Cataluña, o los triunfos del suizo Michael Albasini en la Vuelta al País Vasco o en el Tour de Romandía, donde también ganó una etapa el británico Simon Yates.

En definitiva, este equipo ha demostrado ser uno de los equipos más competitivos y de los que más triunfos en este temporada que acaba de finalizar. Prueba de ello son sus victorias de etapas en el Giro de Italia, el Tour de Romandía, el Tour Down Under, la Vuelta a Polonia, Vuelta al País Vasco, Vuelta a Gran Bretaña y en la Clásica de Almería, donde ganó el corredor danés Magnus Cort Nielsen. Este, sin embargo, no estará en la Clásica de Almería porque se ha comprometido con el Astana para las dos próximas temporadas.

Con este acuerdo, la Clásica de Almería empieza a formalizar los equipos que compondrán el pelotón que se disputará la victoria en la Avenida Juan Carlos I de Roquetas de Mar y que es para tener en cuenta.

Fotos

Vídeos