Miguel Indurain ingresa en el Salón de la Fama del Giro

Miguel Indurain posa con el trofeo del Giro. /Efe
Miguel Indurain posa con el trofeo del Giro. / Efe

El navarro participó tres veces en la ronda italiana, con dos victorias consecutivas y un tercer puesto

EFE

El navarro Miguel Indurain ha entrado en el Salón de la Fama del Giro de Italia, una vuelta que el corredor de Villava conquistó dos veces consecutivas, en la edición de 1992 y de 1993.

Indurain, que participó tres veces en el Giro, con dos triunfos y una tercera plaza, fue premiado en un acto organizado en Milán, informa hoy el diario que organiza la carrera «rosa», «La Gazzetta dello Sport», en su versión impresa.

«Hace 25 años que gané mis ediciones del Giro, 1992 y 1993, así que el hecho de que los organizadores del Giro se acuerden y me incluyan en este grupo selecto es muy bonito», aseguró Indurain al ser premiado.

«El Giro es muy exigente y por suerte pude correrlo tres veces, gané dos seguidas y en una fui tercero. En esos años había muchas (carreras) contrarreloj, fueron años que se adaptaban bien a mis características», prosiguió.

El corredor vasco dijo que tiene grandes recuerdos de sus dos triunfos en el Giro, pero confesó que la etapa que más le enorgullece es la de la edición de 1994, entre Merano y Aprica, en la que compitió con el italiano Marco Pantani en unas subidas memorables.

«Llegar a Milán vestido de rosa fue muy bonito, pero la etapa que más recuerdo fue la que se subía al Stelvio y luego al Mortirolo. Escapaba con Pantani y luego al final desfallecí, pero era una etapa en la que podía ganar el Giro o podía perderlo», recordó.

«Al final perdí, pero por lo menos guardo un bonito recuerdo», admitió.

Lo que más emocionó a Indurain fue que en esa etapa «pasó de todo» en una larga pelea con Pantani.

«No iba líder porque hice malas (carreras) contrarreloj, lo intenté y al final caí. Pasó de todo, estuve adelante y luego atrás. Fue una etapa emocionante, de mucho movimiento», aseguró.

Fotos

Vídeos