Andalucía duplicará la recaudación con la nueva regulación de las apuestas

Una mujer juega on-line en un dispositivo digital./RAFA GUTIÉRREZ
Una mujer juega on-line en un dispositivo digital. / RAFA GUTIÉRREZ

El nuevo reglamento aprobado la semana pasada establece las condiciones para el juego on-line y presencial

L. GLEZ.-S.SEVILLA

Andalucía cuenta ya con un reglamento para el juego que regulará una actividad de una importancia económica no menor y en fuerte auge. Durante el año 2015 en Andalucía el gasto aparente en juegos privados (casinos, máquinas y bingos) ascendió a 1.735,24 millones de euros, es decir, una media por habitante/año de 206,6 euros. Ahora se endurece la fiscalidad, de modo que la Junta aspira a duplicar su recaudación.

Para 2017, se han presupuestado unos ingresos por tasas fiscales de juego de 164 millones de euros, más 13 millones por impuestos de juegos no presenciales (reintegrados a Andalucía por el Estado). La información facilitada por la Junta indica que la Hacienda autonómica espera recaudar por apuestas on-line presenciales el doble que actualmente, pasando de 1,15 millones de euros a los 2,8 millones en el próximo ejercicio y cinco millones en el plazo de dos años.

La comunidad ha sido la última en aprobar la normativa, el pasado martes en Consejo de Gobierno, con doce años de retraso sobre la primera regulación, que fue en el País Vasco 2005, y seis sobre la normativa nacional. Por ello, la patronal del sector, la Asociación Nacional de Empresarios de Salones de Juego y Recreativos (Anesar), celebró la decisión que, según su directivo Juan Lacarra, es «una buena noticia para las empresas y también para la administración, porque aumentará la recaudación por tasas, y porque generará empleo». El sector del juego cuenta en la comunidad con 881 empresas, que generan unos 12.200 puestos de trabajo, entre directos e indirectos.

Aunque el juego desarrollado por medios electrónicos, telemáticos o interactivos, es decir, el juego on-line, esta sujeto a regulación nacional, para aquellos a distancia en todo el territorio, la competencia para los que se desarrollen en Andalucía es de la Junta. Las empresas prefieren acogerse a la normativa regional, que establece una fiscalidad menor, del 10%. Este es el umbral fijado por la Junta, en línea con la mayoría de comunidades, dijo el representante de Anesar. La Ley nacional aplica el 25% sobre win (beneficio después de premios).

De acuerdo con este nuevo reglamento, además de por Internet, en Andalucía se podrá apostar presencialmente en establecimientos específicos de juego (casinos, salas de bingo, salones y tiendas específicas de apuestas) como en salas de hoteles con categoría mínima de 4 estrellas. Es decir, que no pueden instalarse terminales de apuesta en bares ni ningún establecimiento que no sean específicos de juego con control de acceso.

Estos deberán tener un sistema de control de acceso, de verificación de identidad, para evitar que apuesten menores y personas inscritas el los Registros de Interdicción de Acceso al Juego. El reglamento establece además que solo podrán apostar de modo on-line las personas que tengan su residencia en Andalucía, dato que igualmente será informáticamente verificado al registrarse previa y obligatoriamente en una de las plataformas de apuestas en la que pretenda jugar. La Administración comprobará que las empresas cumplen todos los requisitos antes de otorgarles autorización para operar.

Fotos

Vídeos