Ideal

Fruit Attraction se consolida como apoyo al comercio exterior

fotogalería

La consejera de Agricultura, Pesca y Desarrollo Rural, Carmen Ortiz, charla con la ministra de Agricultura, Isabel García Tejerina, por los pasillos de la feria. / J. E. RUIZ

  • La feria espera a más de 55.000 visitantes procedentes de cien países, que tratarán con empresas, entre otras, almerienses

Almería luce en Madrid, lo hace en la Feria Internacional del Sector de las Frutas y Hortalizas que ayer abrió sus puertas en el recinto ferial de Ifema. La provincia, sus empresas y entidades hortofrutícolas acaparan buena parte del pabellón 6 del ferial, que además, se encuentra íntegramente participado por andaluces, presencia que se extiende, no obstante, por los otros cinco pabellones más dedicados, en esta VIII edición a la feria. Hasta el viernes, este será el centro neurálgico del negocio del productos hortofrutícola fresco, elaborados y la industria auxiliar de la agricultura.

El acto inaugural estuvo comandado por la ministra de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente, en funciones, Isabel García Tejerina, que tras protagonizar junto a embajadores de otros países en España, representantes políticos de diferentes comunidades autónomas -entre ellas la andaluza- y dirigentes de distintas provincias españolas, un posado ante los medios -no hubo en esta ocasión corte de cinta- se dirigió al pabellón 3 de Ifema, para, en el stand institucional del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente, mostrar el apoyo de la institución a una feria que cada año mejora sus números y cuya función fue valorada por García Tejerina al entender que «aporta mucho al sector de las frutas y hortalizas de España, uno de los principales segmentos agroalimentarios del país, con una cuota del 30% sobre el total, siendo el primer vendedor fuera de la fronteras nacionales en agroalimentación». García Tejerina señaló que el sector agroalimentario se encuentra entre el segundo y tercer sector más exportador de España, y concretamente en frutas y hortalizas «somos los segundos productores europeos, cerca de Italia, y los sextos del mundo». En este sentido, Fruit Attraction «contribuye decisivamente al crecimiento, innovación e internacionalización de este sector», aseveró.

Fruit Attraction, a lo largo de sus ocho ediciones, «ha tenido un crecimiento espectacular y se ha convertido en un acontecimiento de primer orden a nivel mundial en el sector de las frutas y hortalizas». En esta edición se cuenta con la participación de más de cien países y se espera la visita de más de 55.000 personas.

La ministra se extendió al hablar de la proyección internacional de la actividad hortofrutícola española, de la que la provincia de Almería destaca por su oferta de cultivos bajo abrigo. En este punto ofreció cifras siempre al alza de las exportaciones de estos productos. El comercio internacional sigue siendo una baza del negocio nacional, y las frutas y hortalizas en particular ocupan uno de los principales lugares. España es el tercer exportador a nivel mundial y primero de la Unión Europea. Así, García Tejerina apuntó en su discurso que 2015 fue un «año récord de exportaciones», con 13,7 millones de toneladas por un valor que superó los 13.000 millones de euros. Esto significa «un incremento del 2% sobre los datos de 2014 y del 11% sobre la media de los últimos cinco años en términos de volumen; mientras que en términos económicos, el incremento es del 14% sobre 2014 y de un 23% sobre la media de los últimos cinco años». La ministra de Agricultura también ofreció datos del presente año y comentó que «siguen aumentando, de tal forma que en el año móvil junio-julio, las exportaciones han crecido en un 5,6%».

Una de las fortalezas de esta actividad es su variedad, sumada a la calidad que ofrecen los productores y comercializadores. A colación García Tejerina detalló que en este país se generan más de 80 tipos de productos hortofrutícolas diferentes.

Veto ruso

En materia agraria la ministra quiso resaltar cuatro asuntos que considera claves en el trabajo desarrollado en el último año. En primer lugar habló de las medidas que siguen estando vigentes en la Unión Europea para frenar los efectos derivados del veto ruso. A petición española, «la Comisión Europea amplió las medidas y dio respuesta a los intereses de nuestros productores». De esta manera, desde que se cerraran las fronteras rusas a los productos agroalimentarios europeos, «no ha habido un solo día sin que las medidas de apoyo de la Unión Europea hayan estado vigentes». La última prórroga las sitúa en 2017, y aunque «el veto ya es más un problema estructural que coyuntural», dijo García Tejerina, «cada vez se hace más complicada la negociación de la prolongación en el tiempo de las medidas para paliar su efecto».

Pero, a pesar de que se prohibió la entrada de producto a Rusia, «España ha seguido incrementando sus exportaciones hortofrutícolas, lo que demuestra la capacidad de este sector para tratar de buscar destinos a sus productos ante la imposibilidad de vender en un mercado emergente como era el ruso hasta el momento del veto.

Sobre estas medidas, la ministra valoró la repercusión que tienen en la distribución gratuita a asociaciones benéficas, donde van a parar parte de las retiradas que se acogen a estas ayudas. En este punto, resaltó, principalmente, el volumen de melocotón y nectarina que se acogió en el último año, y que llegó a personas que lo necesitan. En total se retiraron 20.000 toneladas de estas frutas, cuya acción generó «más estabilidad en los mercados», aseguró la ministra de Agricultura.

China

La apertura del mercado chino para la fruta de hueso nacional, fue otra de las cuestiones destacadas por la ministra de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente durante su intervención. Aunque aún en cantidades pequeñas, el sector hortofrutícola nacional se ha convertido en el primer país del mundo en enviar estos productos hortofrutícolas al país asiático.