Estudian adelantar al mes de mayo la prohibición de realizar quemas

Incendio en Cala Rajá durante el pasado mes de junio. /IDEAL
Incendio en Cala Rajá durante el pasado mes de junio. / IDEAL

Medio Ambiente interpuso el pasado año medio centenar de denuncias por incendios y tres de ellas están en manos de la justicia

Alicia Amate
ALICIA AMATEAlmería

Los agentes de Medio Ambiente de la provincia interponen una media de tres denuncias al día. Así se desprende del balance anual realizado por el centro operativo provincial de Medio Ambiente, cuyos 64 agentes realizaron durante el pasado año un total de 1.010 denuncias por acciones que incumplían la normativa medioambiental vigente. De ellas, gran parte están relacionadas con el aparcamiento de vehículos y autocaravanas en lugares no autorizados dentro de la red de espacios protegidos -de los que Almería cuenta con 23- aunque, Cabo de Gata es el territorio donde se concentran la mayoría de estas infracciones.

Por otro lado, en materia forestal y llegado el periodo del año en que nos encontramos, destacó el coordinador de los agentes de Medio Ambiente en la provincia, Juan José Alesina, las 50 denuncias por fuegos que este cuerpo interpuso durante el año pasado por quemas ilegales o por incendios forestales, sobre todo. De hecho, a este respecto, tres personas están siendo investigadas por presuntos delitos de incendio en la provincia de Almería tras ser denunciados por estos agentes. En estos casos, explicó Alesina, los procesos judiciales suelen prolongarse durante dos o tres años.

Adelantar la prohibición

De cara a la nueva campaña, por cierto, plantean desde Medio Ambiente la posibilidad de adelantar un mes la prohibición de encender fuego en zonas de montaña. Ello se debe a que, «paradógicamente, cuando llueve menos se tiene menos precaución» mientras que en años como este, «en los que el monte está verde», suelen producirse más incidentes relacionados con el fuego. De este modo, si así lo confirma la Administración andaluza, a partir del mes de mayo podría iniciarse la prohibición de hacer fuego. El año pasado, este periodo estuvo activo desde el 1 de junio hasta el 15 de octubre.

No en vano, solo durante el año pasado se realizaron más de 16.000 actuaciones relacionadas con incendios y la investigación de sus causas. La mayoría estaban relacionadas con quemas agrícolas.

En cuanto a la fauna autóctona almeriense -sobre la que también velan estos agentes- señaló que durante el año pasado se trasladaron al Centro de Recuperación de Especies Amenazadas (CREA) un millar de ejemplares de lo que «algunos no logran sobrevivir». Asimismo, destacó el trabajo que estos agentes realizan a la hora de recoger ejemplares protegidos fuera de su entorno como ocurre cuando «encontramos tortugas moras perdidas en carreteras» o su participación en el censo de rapaces nocturnas autóctonas.

Fotos

Vídeos