Ideal

TORNEO DE BRISBANE

Garbiñe Muguruza gana su primera «batalla» de 2017

Garbiñe Muguruza, frente a Samantha Stosur.
Garbiñe Muguruza, frente a Samantha Stosur. / EFE
  • La hispano-venezolana necesitó dos horas y 45 minutos para derrotar a Samantha Stosur

A la tercer fue la vencida. Parecía que la primera ronda del torneo de Brisbane se le resistía a Garbiñe Muguruza, ya que en las dos ediciones anteriores había tenido que abandonar. En 2015 no pudo saltar a la pista por un esguince de tobillo y el año pasado no pudo acabar su partido por una fascia plantar.

En 2017 la tenista española por fin ha podido competir en condiciones y eliminar a la tenista local Samantha Stosur por 7-5, 6-7 (2) y 7-5 después de dos horas y 45 minutos de partido. En segunda ronda Garbiñe Muguruza se medirá este martes a la rusa Daria Kasatkina (26 WTA).

Garbiñe se mostró muy sólida y concentrada en todo el partido ante una rival que sabía que iba a ser dura de derrotar. Sus duelos particulares reflejaban un 1-1. La hispano-venezolana se había impuesto la última vez en la semifinal de Roland Garros.

Fueron dos las remontadas las que necesitó Garbiñe para ganar sus dos sets. En el primero salvó tres bolas de set en con 5-4 y servicio de la australiana. Rompió el saque y se impuso por 7-5. En el tercero se recuperó de una desventaja de 2-4 que supo recuperar para rematar 7-5 de nuevo. Durante todo el partido se vio a una Garbiñe centrada y con determinación.

El tercer set parecía que se le escapaba de las manos pero encontró la fuerza mental para seguir luchando y dar un paso adelante de ambición y agresividad. El partido fue muy ajustado, ambas jugaron a gran nivel y la balanza se inclinó por a favor de Garbiñe por pequeños detalles.

“Fue una batalla. Cuando supe que jugaba con ella en primera ronda sabía que tenía un partido realmente duro. Creo que ella jugó muy bien, sacó como una bestia, pero mi espíritu de lucha estuvo al máximo nivel hoy. Me dije: ‘Voy a dar todo lo que tengo hoy en la pista’. Y nos llevó dos horas y 45 de batalla hasta el final” dijo Garbiñe en rueda de prensa.

“Estoy contenta con mi nivel en general. Creo que estuve muy consistente mentalmente todo el partido, no me dejé ir. No que frustré. Fue un partido muy tenso así que estoy contenta con eso”, añadió.

Sobre como encaró el tercer set y ese 2-4, Garbiñe explicó: "Me mantuve en el partido sin dejar que mi espíritu positivo se viniera abajo, diciéndome que me mantuviese luchando y que llegarían mis oportunidades. Sufrí mucho todo el set por que ella estaba jugando increíble”.

“Es raro hoy no estaba nerviosa. Era raro. He trabajado muy duro todo un mes y estaba preparada para jugar. Y jugar con Sam iba a ser un buen test de cómo estaba mi nivel”, sentenció.