Diputación y Albaida Infraestructuras firman el contrato de obras del Hospital Provincial

E.P. / DIPUTACIÓN DE ALMERÍA

Esta medida supondrá una inversión de 1.146.676 euros para la rehabilitación de este inmueble del siglo XVI, ubicado en el Casco Histórico de la capital

EUROPA PRESSALMERÍA

La Diputación de Almería y la empresa Albaida Infraestructuras han firmado este martes el contrato para el inicio de la primera fase de las obras en el Hospital Provincial, lo que supondrá una inversión de 1.146.676 euros para la rehabilitación de este inmueble del siglo XVI, ubicado en el Casco Histórico de la capital.

En un comunicado, la Diputación ha anunciado que la sociedad almeriense será testigo del inicio de las obras en el Hospital Provincial, ya que tiene previsto organizar un acto de colocación de la primera piedra de esta actuación. El objetivo de la institución provincial es hacer partícipe a la ciudadanía de la puesta en valor del único inmueble del siglo XVI que se conserva en la ciudad y que, una vez rehabilitado, aspira a convertirse en referente cultural.

Las obras de esta primera fase se centrarán en la puesta en valor y la conservación del edificio fundacional, y tendrán un plazo de ejecución de nueve meses. Una vez terminada esta fase, se habrá consolidado el inmueble y se habrán restituido a su estado original todas las cubiertas y tejados del Hospital Provincial.

Los trabajos se van a desarrollar de forma simultánea al estudio arqueológico preceptivo para que la segunda fase, cuyo proyecto está completamente redactado y listo para la ejecución, se pueda realizar a continuación.

La Diputación Provincial ha sido la encargada de redactar el proyecto para la puesta en valor de este edificio, que cambiará su uso para convertirse en epicentro cultural. Las obras no sólo buscan la consolidación y conservación del espacio, sino que además quieren poner en valor los elementos de interés arquitectónico del edificio.

El pasado mes de julio el Pleno de la Diputación de Almería aprobó la solicitud de adhesión a la convocatoria de ayudas del Ministerio de Fomento para la rehabilitación de inmuebles de uso cultural. Una subvención que podría suponer el 50 por ciento de las obras de rehabilitación del Hospital Provincial, que, con todas sus fases, sumarán una inversión de 5,8 millones de euros.

El Ayuntamiento de la capital y la Universidad de Almería han mantenido ya algunos encuentros para realizar sus aportaciones y lograr que este edificio pueda ser un gran recinto cultural, con un horario continuado, que llene de vida el casco histórico de la ciudad.

Las obras del Hospital Provincial son de interés general y llegan después de que la Diputación de Almería recepcionara las instalaciones tras 23 años de uso por parte la Delegación de Salud. Por ello, la institución almeriense pidió a la Junta de Andalucía colaboración para poner en valor el edificio, que Cultura catalogó como Bien de Interés Cultural (BIC), y que entregó en un estado pésimo.

El representante de la empresa Albaida Infraestructuras ha resaltado "el reto" que supone actuar en un edificio catalogado como Bien de Interés Cultural y ha asegurado que una de las metas de esta obra es "poner en valor el edificio manteniendo todos sus elementos arquitectónicos" para que "todos los almerienses podamos disfrutar de esta obra".

El proyecto de rehabilitación del Hospital Provincial

El proyecto de rehabilitación y puesta en valor del Hospital Provincial pretende asegurar la integridad del conjunto de tejados, y garantizar la estabilidad de los faldones de teja y la impermeabilidad del conjunto. Además, corregirá el vertido de aguas pluviales desde las cubiertas hacia la red de saneamiento sustituyendo los canalones y bajantes actuales.

Para ello, la obra incluye el desmontaje general de toda la teja original que aún se conserva, así como el desmontaje selectivo de la tablazón que exista bajo ella y que se encuentre en estado de deterioro físico siendo imposible su conservación. Los técnicos han revelado que se va a tratar de conservar todas las piezas originales y que se está buscando a un especialista en cerámicas para poder hacer réplicas de las mismas en aquellos tramos en los que no sean recuperables.

Además de la intervención garantista, la actuación estará acompañada de otra complementaria, que tiene que ver con la restitución de la configuración general del conjunto de cubiertas y tejados, ya que el paso del tiempo ha provocado que se ejecutaran mutilaciones y ampliaciones, sobre todo durante el siglo XX, que han distorsionado la lectura del bien que fue objeto de catalogación.

Para lograrlo, será necesario demoler los pabellones y castilletes que han desdibujado la configuración original de las cubiertas, en forma de 'U', y, de igual forma, se repondrán tramos que fueron seccionados para generar pequeñas terrazas donde instalar depósitos de agua y otros servicios.

Además de esta actuación integral en las cubiertas, también se llevarán a cabo otras obras menores, que los técnicos consideran necesario acometer en este momento para garantizar la seguridad físicas de algunos elementos constructivos dispersos por diferentes zonas del Hospital Provincial y que amenazan caída, rotura, falta de estabilidad o ruina.

En concreto, estas obras menores pasar por: la retirada del forjado del mortuorio en el sótano del Pabellón Sur, atendiendo a un seguimiento arqueológico; y la sustitución del forjado de la cubierta que cubre el castillete ubicado sobre la escalera de subida, también atendiendo a un seguimiento arqueológico.

Además, para evitar el colapso del forjado de la terraza situada en la planta primera y que se abre al sur, "hacia el patio del ficus", se propone su eliminación, que oculta la fachada meridional original del edificio, levantada por Machuca y Munar en el siglo XVIII. Esa tarea será ejecutada con seguimiento arqueológico.

También se retirarán del interior del edificio los falsos techos recientes y otros elementos sobrantes como las tabiquerías modernas, aunque en el caso de los techos que cubren artesonados será ejecutado por un restaurador.

Por último, para de evitar la ruina del castillete de la cubierta del Pabellón de San Antonio, levantado en 1927, se propone su desmontaje y sustitución. Al intervenir en esta zona del Hospital Provincial, también se demolerán los falsos techos y los tabiques modernos.

Fotos

Vídeos