El Consistorio lleva «dos meses» esperando el 'ok' de la Junta para poder abrir la calle Pósito

Una mujer pasea frente a la calle Pósito, la que pretende el Ayuntamiento urbanizar./S.G.H.
Una mujer pasea frente a la calle Pósito, la que pretende el Ayuntamiento urbanizar. / S.G.H.

Urbanismo quiere sacar a licitación la obra pero no puede hasta que el Ejecutivo no estampe su firma en la addenda al convenio de San Cristóbal

SERGIO G. HUESOALMERÍA

El Ayuntamiento de Almería ve con recelo la «tardanza» de la Junta de Andalucía, a través de su Consejería de Fomento y Vivienda, en firmar la addenda al convenio para cambiar la fisionomía del barrio de San Cristóbal, mediante la cual se divide en dos las actuaciones pendientes y se le da al Consistorio la potestad de poder urbanizar ya el entorno de la calle Pósito y abrirla así a la circulación después de muchos años esperando.

Estaba prevista que dicha obra, cuyo proyecto base está modificándose en paralelo para adaptarlo a la nueva realidad actual, se acometiese como muy tarde a principio de año. De hecho, en el presupuesto aún en vigor el Ayuntamiento había destinado para su ejecución una partida de un millón de euros, que ya está confirmado que se transferirá al presupuesto siguiente.

Para que el área de Vivienda y Desarrollo Urbano pueda sacar a licitación esta intervención, es indispensable el concurso de la Junta, que después de haber aprobado el documento resta aún que le estampe la firma del consejero del ramo o en su defecto de quien señale el Ejecutivo andaluz, que por el momento no se aclara, según la versión municipal. Desde el área de Urbanismo explican que llevan esperando casi dos meses una respuesta de la Junta desde el pasado 31 de octubre, fecha en la que aprobaron dicho documento a través de la junta de gobierno local.

Las condiciones que se añadieron al acuerdo original y que establece el convenio, consistente en dividir la urbanización por un lado y la construcción del edificio para realojar a los vecinos que en su momento se fueron, por otro. Han sido ya aceptadas por ambas partes tras muchas reuniones, por lo que en Urbanismo no entienden a qué viene el retraso a la hora de culminar el que a todas luces parece un simple trámite administrativo sin más historia. Como el documento técnico que guiará la obra está a punto de estar listo, el concejal de Vivienda y Desarrollo Urbano, Miguel Ángel Castellón, ya avisa de que se plantará en Sevilla para que tomen en consideración la firma de la addenda de tal forma que no tenga que contrariar sus planes de poner en cargar el expediente de contratación de obras a lo largo del mes de enero.

Mediante esta actuación, que será la primera que se enmarque en el PERI -Plan Especial de Reforma Interior- de San Cristóbal tras más de una década, el Ayuntamiento pretende abrir al tráfico esta calle para dotar de permeabilidad una zona en la que además se viene construyendo el nuevo edificio de la Gerencia de Urbanismo.

Fotos

Vídeos