Hasta la bandera y lleno de banderas

El homenaje y recuerdo a los caídos no podía faltar en esta jornada. / Fran Gavilán

Miles de personas acuden a la plaza de la Catedral para conmemorar el Día de la Guardia Civil

Fran Gavilán
FRAN GAVILÁNALMERÍA

Miles de personas se dieron cita ayer en la plaza de la Catedral de Almería para conmemorar el Día de la Guardia Civil. El céntrico enclave de la capital se vistió de gala por primera vez para recibir a los más altos representantes provinciales y a la sociedad almeriense que acudió en masa para honrar a la Virgen del Pilar, patrona en el día del instituto armado, en una celebración que desde hace décadas alcanza una particular simbiosis con la festividad nacional del 12 de octubre.

La festividad de la Benemérita organizada ayer en tierras almerienses es la más multitudinaria que se recuerda. El objetivo de la Guardia Civil era dar una mayor visibilidad a la labor que realizan sus agentes en la provincia y los almerienses respondieron con una llamada masiva. Ataviados con banderas de España, los ciudadanos materializaron su apoyo incondicional a los agentes de la Guardia Civil, un calor aún más acrecentado a raíz de los hechos que han marcado el referéndum ilegal celebrado el pasado 1 de octubre en Cataluña.

«La única razón por la que estamos hoy [por ayer] junto a la catedral de Almería es por nuestra firme convicción del servicio al ciudadano, que es nuestra obligación y devoción. (...) Por eso queremos compartir nuestro día con todos los almerienses». Así lo indicó el coronel jefe de la Comandancia de la Guardia Civil de Almería, Arturo Prieto Bozec, quien vivió ayer su primera festividad de la Virgen del Pilar como máximo responsable de la Benemérita en territorio almeriense.

«Gracias por confiar en nosotros», indicó el coronel Prieto Bozec, al tiempo que tuvo, asimismo, un emotivo agradecimiento a los guardias que se encuentran desplazados a Cataluña tras el desafío independentista. «Gracias por la solidaridad y el apoyo ante la difícil situación vivida por los agentes en Cataluña», señaló para arrancar los aplausos y las muestras de apoyo de los almerienses congregados.

«Algunos de los efectivos que han estado prestando servicio en aquella zona se encuentran ahora mismo formados en la Compañía de Honores que tienen frente a ustedes», explicó el coronel tras destacar la «gran labor» de estos agentes en una misión «incierta y complicada».

El máximo responsable de la Guardia Civil en Almería también hizo extensivo su reconocimiento a todos los agentes que componen la Comandancia almeriense. «Estáis consiguiendo una cifras de reducción de infracciones penales y una efectividad dignas de elogio», señaló Prieto Bozec, quien resaltó que, a pesar de la grave crisis económica sufrida, «habéis conseguido que el ciudadano se sienta seguro y eso es lo más importante que podemos alcanzar», añadió el coronel jefe.

El acto central del Día de la Guardia Civil, que estuvo precedido por la tradicional misa en honor a la Patrona de la Benemérita y una exposición en la plaza Bendicho sobre los distintos medios unidades que cuenta este Cuerpo en territorio almeriense, también sirvió para llevar a cabo las pertinentes condecoraciones a más de una treintena de efectivos, entre las que destacó la Cruz de la Orden del Mérito de la Guardia Civil, con Distintivo Blanco, impuesta a un comandante y a tres guardias civiles por labor realizada durante el último año en distintas operaciones de gran calibre.

«Voluntad de unidad»

El máximo representante del Gobierno central en Almería, que catalogó la conmemoración del Día de la Guardia Civil como «una fiesta de compañerismo entre guardias y sus familias, así como de recuerdo para los que se han ido», declaró que la Benemérita quiso compartir la celebración de su día con los ciudadanos almerienses «como reconocimiento de lo que debe configurar la realidad de España y como marco de la convivencia». Así, García Lorca indicó la importancia de este gesto, «máxime en unos momentos de nuestra historia en las que determinadas oligarquías pretenden destruir los mitos que han vertebrado a esta sociedad y sustituirlos por otros ajenos a nuestro sentir tradicional», añadió en relación al desafío independentista en Cataluña.

Como manda la tradición, la jornada, que contó con la colaboración de la Banda de Guerra de la Legión, finalizó con el homenaje a los agentes caídos en acto de servicio, la entonación del himno de la Guardia Civil y el desfile en formación de unidades del acuartelamiento ante la mirada de las autoridades y el aplauso de los miles de asistentes.

Fotos

Vídeos