Ideal

La Junta expone en el Archivo Histórico una selección de documentos sobre 'La Desbandá'

La Junta expone en el Archivo Histórico una selección de documentos sobre 'La Desbandá'
  • La muestra, que podrá visitarse hasta el 10 de marzo, consta de 63 documentos expuestos en cinco vitrinas, diez grandes paneles explicativos del acontecimiento histórico y cuatro documentales en formato vídeo

Los delegados de la Junta en Almería y en Málaga, Gracia Fernández y José Luis Ruiz, respectivamente, han inaugurado en el Archivo Histórico Provincial de Almería la exposición denominada 'El éxodo de la carretera de Almería. Febrero de 1937' como uno de los actos homenaje a las víctimas de la carretera Málaga-Almería, en el ominoso episodio de la Guerra Civil conocido como 'La Desbandá', con motivo del 80 aniversario de estos hechos.

La muestra, que podrá visitarse hasta el 10 de marzo, consta de 63 documentos expuestos en cinco vitrinas, diez grandes paneles explicativos del acontecimiento histórico y cuatro documentales en formato vídeo, según ha explicado la Junta en una nota.

Los documentos provienen fundamentalmente del Archivo Histórico Provincial de Málaga y del de Almería aunque también han prestado documentos entre otros el Archivo General de la Marina 'Álvaro de Bazán', El Archivo Militar de Ávila, El Archivo Municipal de Almería o el Archivo de la Diputación también de Almería.

Junto a los delegados ha estado uno de los comisarios de la exposición, el doctor en Historia Fernando Arcas Cubero, que ha publicado numerosos libros y artículos sobre historia política y social y es especialista en la etapa de la Guerra Civil.

Posteriormente y complementando esta exposición, el doctor en Historia y catedrático en el área de Historia Contemporánea de la Universidad de Almería, Rafael Quirosa-Cheyrouze, va a impartir la conferencia denominada 'Febrero de 1937: la tragedia de la carretera de Málaga y sus consecuencias en Almería'.

En plena Guerra Civil, el 8 de febrero de 1937, hace ahora 80 años, las tropas de Franco con el apoyo del ejército italiano, entraron en Málaga para ocuparla y anexionarla al bando nacional. Ese mismo día, parte de la población comenzó su marcha hacia Almería huyendo de la tremenda represión que se iba a producir.

Esta marcha se hizo a pie mayoritariamente y por la carretera que unía Málaga con Almería por la costa mediterránea. Por el camino se fueron uniendo numerosos vecinos de distintas poblaciones costeras que huían de los peligros existentes para sus vidas y que, en muchos casos, les llevaron a la muerte o al exilio.