Ideal

Centenares de personas marchan contra la privatización de la sanidad y la educación

La manifestación partió desde Puerta Purchena pasadas las 19 horas.
La manifestación partió desde Puerta Purchena pasadas las 19 horas. / F. G.
  • Las Mareas Blanca y Verde advierten de las «privatizaciones encubiertas» que sufren dos servicios que «deben ser públicos y de calidad»

Centenares de personas se manifestaron ayer por las calles de la capital para mostrar su «profundo rechazo» a la privatización de los servicios en la sanidad y la educación. La marcha, convocada por las Mareas Blanca y Verde, partió desde Puerta Purchena bajo la premisa de defender que ambos servicios públicos «sigan teniendo calidad y un carácter público».

«Tanto la sanidad como la educación se encuentran cada vez más afectados por privatizaciones encubiertas». Así lo indicó Fernando Plaza, portavoz de la Marea Blanca, minutos antes de iniciar la manifestación. Plaza aseguró que la sanidad almeriense ha sufrido en los últimos años «una merma en el servicio» que ha repercutido, entre otros aspectos, en retrasos para la realización de pruebas diagnósticas, la asistencia a consultas de especialistas, intervenciones quirúrgicas o pérdida de camas hospitalarias. «En definitiva, los servicios públicos se han ido externalizando a favor del sector privado», lamentó.

En este sentido, Plaza aseguró que Almería cuenta con un «déficit» mayor que otras provincias andaluzas en personal sanitario, de modo que desde 2010 se habría reducido en un cinco por ciento, según sus cálculos. «Estamos a la cola en número de enfermeras y médicos», apuntó Plaza, para quien es hora de que «la población salga a la calle a exigir lo que es suyo».

Al margen de esta situación, el portavoz de los sanitarios destacó que Almería «sólo cuenta con una matrona por cada 85.000 niños». Un hecho que se suma al «déficit» de camas que «sufre Almería». Así, aseguró que la provincia cuenta con 94 camas hospitalarias menos que la media andaluza y unas 200 menos que la media nacional.

Por su parte, desde la Marea verde criticaron la «pérdida» de unidades en centros públicos a favor de las escuelas concertadas así como las clases con alumnos «por encima de la ratio». El portavoz de la plataforma por la Educación pública y de calidad, Jorge García, aseguró que en los centros no se están «cubriendo las bajas e incluso incumpliendo las normativas» ya que se han detectado casos en los que ha habido «tres o cuatro meses sin maestro porque no se cubría una baja».

«Esto redunda en la calidad y, al fin y al cabo, la educación es la inversión en el futuro de niños y niñas», destacó García, al tiempo que aseguró que los recortes ya no sólo vienen desde el Gobierno sino también de la Junta porque «no se ve más presupuesto para la contratación de profesorado».

Apoyo del PP

Por su parte, el Partido Popular lanzó ayer un comunicado para mostrar su apoyo a las Mareas Blanca y Verde. Lo hizo a través de su portavoz en el Parlamento de Andalucía, Carmen Crespo, quien aseguró que «hay un problema evidente que nadie puede negar, que es la falta de atención del gobierno a los profesionales sanitarios para que tengan medios y recursos y no estén en una enorme precariedad laboral».

Temas