Ideal

El alcalde preside los actos tradicionales de homenaje al Pendón

fotogalería

/ J.J. MULLOR

  • Han seguido la secuencia que marca una larga tradición, comenzando a primera hora con el disparo de las salvas reglamentarias en honor de la bandera que significó la entrada de las fuerzas cristianas en Almería, tal día como hoy hace 527 años

El alcalde de Almería, Ramón Fernández-Pacheco, ha presidido este lunes el acto institucional de homenaje del Ayuntamiento de Almería al Pendón que simboliza la entrega de la capital a los Reyes Católicos, el 26 de diciembre de 1489, conmemorando un año más la toma de la ciudad por parte de los Reyes Católicos y su anexión a la Corona de Castilla. La celebración se ha desarrollado con "normalidad" y "notable afluencia de público".

Según ha informado el Ayuntamiento en una nota, los actos han seguido la secuencia que marca una larga tradición, comenzando a primera hora con el disparo de las salvas reglamentarias en honor de la bandera que significó la entrada de las fuerzas cristianas en Almería, tal día como hoy hace 527 años, durante el largo proceso de la Reconquista, y en la que la misma es tremolada tres veces por el alcalde mientras se vitorea a España, a Andalucía, a los Reyes Católicos y a la Integración de los Pueblos.

La Corporación, autoridades civiles y militares e invitados a este acto se han situado en los soportales de la Plaza Vieja para presenciar desde allí la petición de juramento por parte del alcalde al concejal más joven, el edil del Grupo Popular Carlos Sánchez, que un año más ha sido el abanderado.

Fernández-Pacheco, por segundo año como alcalde, ha pedido el juramento por tres veces al concejal, descendiendo el Pendón desde el balcón mientras que la Banda de Música interpretaba el Himno Nacional. Presidida por el primer edil, la comitiva se ha dirigido seguidamente a la Catedral, donde se ha celebrado la tradicional Acción de Gracias, prólogo de la breve procesión que culminaría, de nuevo, en la Catedral, para una Misa Solemne presidida por el Obispo, Adolfo González Montes.

Relevancia histórica

Finalizado el acto religioso, los asistentes han regresado de nuevo en comitiva a la Plaza Vieja, donde un año más se ha renovado el gesto de la tremolación por tres veces de la enseña a manos del alcalde de la ciudad.

Fernández-Pacheco, al término del acto, ha trasladado su satisfacción por la "normalidad" con la que se ha desarrollado este homenaje que rinde la ciudad, destacando la afluencia de público que hoy se ha producido, coincidiendo los actos con la jornada festiva declarada en la capital.

El primer edil ha reconocido al término del acto "el reencuentro de los almerienses con una de las más antiguas tradiciones, creo que con una importante trascendencia histórica que los almerienses entienden desde el respeto a la convivencia y a la historia", ha precisado.

Por su parte, Carlos Sánchez, ha vuelto a significar "el honor y privilegio" que supone como concejal "portar el estandarte en esta efeméride. "Yo creo que ha sido éste el año con mayor presencia de público, lo que viene a reforzar la costumbre e Historia de la ciudad que debemos respectar e impulsar como institución", ha concluido.