Ideal

Embarazadas fingían accidentes para cobrar indemnizaciones por falsos abortos

  • La Guardia Civil ha detenido a 16 personas en la provincia de Almería, según ha detallado el delegado del Gobierno

La Guardia Civil ha detenido a 16 personas acusadas de cobrar indemnizaciones a través de aseguradoras tras exponer a mujeres a accidentes de tráfico leves en los que supuestamente perdían a su bebé en estado de gestación, si bien estas habían sido anteriormente sometidas a un proceso químico de interrupción del embarazo.

Según ha indicado en declaraciones a los periodistas el delegado de Gobierno en Andalucía, Antonio Sanz, las detenciones practicadas en esta operación, que se encuentra bajo secreto de sumario, tuvieron lugar en la tarde de este lunes en la provincia de Almería, si bien no se descartan nuevos arrestos relacionados con los hechos puesto que las actuación se mantiene abierta.

La investigación apunta a una supuesta en el que habrían participado en torno a una decena de mujeres embarazadas que utilizaban como pretexto un accidente de tráfico leve con el fin de percibir una indemnización de las compañías aseguradoras ante la pérdida de un bebé, según han apuntado además fuentes cercanas al caso.

El Juzgado de Instrucción número 6 de Almería ha decretado el secreto sobre las actuaciones, realizadas fundamentalmente en la capital, y que estarían relacionadas con supuestos delitos de estafa, tentativa de estafa, pertenencia a organización criminal, aborto y lesiones, según han añadido fuentes próximas a la investigación.

La investigación no descarta, por el momento, que pueda haber facultativos o médicos entre los futuros detenidos, así como que la trama se pudiera haber extendido a otras poblaciones de la provincia almeriense.

Consumo de químicos

En este sentido, el representante del Ejecutivo en la región andaluza ha pedido "prudencia" ante la posibilidad de que se produzcan nuevas actuaciones en esta "importante" y "compleja" operación, que también trata de esclarecer el origen de los productos que se administraban a las mujeres para inducirles el aborto.

Sanz ha destacado el tinte "dramático" de este caso en el que supuestamente los participantes simulaban los accidentes de tráfico como causa de un aborto para acceder a indemnizaciones por parte del seguro.

"Es un hecho que impacta y que requiere que se aclaren los hechos, se investigue quiénes han podido participar y qué circunstancias se han dado", ha apuntado el delegado de Gobierno en Andalucía, quien en esta línea ha apuntado que "queda mucho por avanzar".

El delegado del Gobierno ha declinado precisar datos en relación al origen de la investigación, ya que este aspecto forma parte de las diligencias. Igualmente, ha descartado facilitar por el momento la identidad o profesión de los detenidos y el número concreto de mujeres que se habrían visto implicadas en la supuesta trama.