Ideal

Almería aporta su visión sobre mediación escolar

Almería aporta su visión sobre mediación escolar
  • El encuentro regional celebrado en Jaén contó con la participación de cuatro centros almerienses y de Fapace

La provincia de Almería se ha convertido en un referente en materia de mediación y convivencia, ya que desde hace años es un tema en el que se trabaja desde todos los frentes y en el que se encuentran implicados los equipos directivos de los centros educativos, los docentes almerienses, los padres, los alumnos y la administración. Un trabajo que está dando sus frutos en forma de una mejor convivencia en los centros educativos y un descenso tanto en el número de conflictos como en su grado de intensidad en los centros en los que se desarrolla.

En este sentido, el Centro del Profesorado de Jaén acogió el pasado lunes un encuentro regional de mediación escolar de la zona de Andalucía Oriental, en el que la provincia de Almería estuvo representada por cuatro centros educativos como fueron el IES Francisco Montoya de Las Norias, en El Ejido, el CDP La Salle, el Ceip Buenavista de Huércal de Almería y el IES Alto Almanzora, de Tíjola.

Precisamente, este último centro se encuentra entre los primeros de la provincia de Almería que comenzó a trabajar el tema de la mediación escolar desde el punto de vista de la mediación entre iguales en el año 2003. En este tiempo ha recibido diversos premios por su programa y también fue el primer centro en acoger el Encuentro Provincial de Mediación Escolar, que este año llegó a su tercera edición.

«La convivencia ha cambiado mucho y hay que agradecérselo mucho a los mediadores», indica Esther González, coordinadora de convivencia en el IES Alto Almanzora y profesora de inglés, quien añade que «en lo que va de curso hemos tenido 25 mediaciones cerradas con éxito y cada año hay menos y de menos envergadura».

Así, González, acompañada de Ana Egea, antigua orientadora del centro ya jubilada, explicó el proyecto y la forma en que se desarrolla en el centro, durante el encuentro del pasado lunes; mientras que los estudiantes Guillermo Guiard y Aída Martínez, estudiantes de Primero de Bachillerato y mediadores, expusieron su experiencia en el programa y las ventajas y debilidades que encuentran en este sistema.

De esta manera, entre las ventajas no faltaron referencias al aprendizaje en valores como la empatía, responsabilidad, escucha activa y aspectos como la neutralidad y la confidencialidad. Sin embargo, la reflexión de estos dos jóvenes también incluyó una referencia a la falta de concienciación sobre la importancia de la mediación que aún existe y reclamaron más apoyo a esta herramienta de convivencia.

El IES Alto Almanzora cuenta actualmente con unos 400 estudiantes y de ellos 80 son mediadores.

Por otra parte, en el encuentro del pasado lunes también participó la Federación de Asociaciones de Familias del Alumnado de Centros de Educación Pública (Fapace) de Almería, que presentó todo su programa en materia de convivencia y mediación, centrándose en su proyecto de 'Juntos por una ilusión', que es el nombre de su proyecto de delegados de padres de aulas y que consistió en formar delegados de aula. Un proyecto que nació en 2011, con la formación de 7.000 padres de toda la provincia en delegados de aula. Una figura que entre sus funciones tienen la de mediación y sobre la que Fapace trabajó ampliamente.